miércoles 28/7/21
Blanca Romero

"Siempre hay alguien que te pone un poco, pero ahora no, aunque estoy al loro"

Después de 'Física o Química', la actriz vuelve este martes a televisión con 'Bajo sospecha', la serie que protagoniza en Antena 3 junto a Yon González

Blanca Romero, en 'Bajo sospecha'.
Blanca Romero, en 'Bajo sospecha'.

-¿Cómo afronta su vuelta a la televisión?

-Volví con ganas, porque ya hacía unos años que decidí que no haría más TV, pero nunca puedes decir de este  agua no beberé. Sólo tenía ganas de descansar, tener un hijo, vivir y estar a mi aire, y he venido con muchas ganas de currar. 

-¿Ha sido entonces su familia la única "culpable" de esta larga ausencia o es que no ha tenido papeles que le animaran a volver?

-No me llamó Spielberg en estos dos últimos años, pero fue una decisión muy personal porque con la niña, como fue todo truncado desde su nacimiento, que no pude disfrutarla como una niña normal, por las lesiones con las que nació, con el segundo tenía mucho miedo, además de al parto y a que todo saliera bien, y quería salir del hospital con él. Por eso decidí que me merecía como madre y como mujer vivir eso y limpiar esa fatal experiencia que tuve, tan triste y tan oscura. Afortunadamente ahora salió todo bien y lo he disfrutado y padecido al máximo, porque es malísimo y cada día más trasto. Me lo merecía, fue un regalo que me hice a mí misma porque dije que hasta que no tuviera dos años no volvería a hacer nada, porque antes me había ido con la otra cuando tenía dos meses y estuve toda la película llorando. No merecía la pena, porque los hijos no se tienen así como así todos los días y son lo más importante. 

-¿Nos va a volver a enamorar con su personaje de policía?

-Al contrario, sé perfectamente que me van a poner verde en el primer capítulo porque caigo fatal, pero es algo que me mola y me pone. Los actores tenemos que defender siempre nuestro personaje, pero no, hay gente borde, hija de puta y que nos cae mal, así que por qué voy a defenderlo. La realidad es que hay gente que es así y yo sé que en el primero la gente va a sentir un rechazo hacia el personaje, pero es bonito despertar eso en el espectador. 

-¿Tan mala es esa Laura a la que da vida en 'Bajo sospecha'?

-Bueno, es una tía hermética, desconfiada, fría, un pelín déspota, cumple siempre las normas, es fiel a su pareja, religiosa, tiene una frustración que es no tener hijos... Tiene lo suyo. Lo bueno es que en el transcurso de la serie esa fortaleza comienza a desmoronarse y se ve realmente a la persona que lleva dentro. Al final la van a querer acabar queriendo muchísimo. 

-Vamos, que sólo va a ser "mala" en el primer capítulo...

-No "mala", porque soy la policía que va a ayudar, pero, aunque seamos mentirosos y la mentira no es buena, yo tengo una fachada que no mola en un caso tan delicado, con un sufrimiento tan grande. Además yo soy madre y me da vértigo ponerme en la piel de esa mujer, el tema es delicado. 

-¿La fortaleza de la serie son las tramas o los propios personajes?

-Hay de todo un poco. La trama te va enganchando, como espectador no sabes quién es y eso da juego, y la pareja de Víctor y Laura también da juego. Esperemos que renueve porque ese sería el gancho. 

-¿Cómo ha sido trabajar con Yon González?

-Es muy pesado, jajá. No, en serio ha sido genial, porque la pareja funciona, aunque hubo en unos capítulos en los que no sabíamos si llevarlo más a comedia o a tensión entre nosotros, porque con el nivel de curre había días que llegabas a casa y no sabías lo que estabas haciendo. Estuvimos un poco perdidos pero creo que va a funcionar, que tenemos algo más de recorrido. 

-Su personaje está marcado porque estuvo a punto de morir y por una maternidad frustrada. ¿La desaparición de esa niña le hará cambiar su visión de la vida?

-Yo creo que eso sigue en ella, pero si se renueva la serie sería guay que la preñaran. No sé quién, pero que la preñaran. 

-¿Qué es lo que más le gusta de ser actriz?

-Dar tu verdad, porque el día a día no es tan fácil. Yo siempre intento ir con la verdad por delante y defenderla pero como actriz es donde más puedes hacerlo. 

-¿Qué le va a mantener ocupada hasta ver si la serie triunfa y puede repetir experiencia?

-El cuidar a mis hijos las 24 horas, que son maravillosos y dan mucha guerra. Además, tampoco he tenido vacaciones y me estoy arreglando la boca, así que ahora estoy ocupada en eso, en cambiar la puerta de mi casa, poniendo al día mil cosas que tienes que hacer de todo tipo... Necesito vacaciones y después tendré una película en mayo, de la que todavía no puedo decir nada salvo que voy a ser una periodista política. Va a concidir con la serie y luego puede ser un no parar, más otro proyecto de otra película que puede que empiece antes. 

-¿Dónde se va a ir entonces de vacaciones?

-A Costa Rica, a Santa Teresa, a surfear. Me he enganchado a lo del surf y me sienta fenomenal el mar.

-Usted también es modelo y cantante, ¿ha decidido apartar esas dos facetas un poco?

-Si me llama L'Oreal para hacer un "porque yo lo valgo" pues lo haré, porque es un gran cliente e hice ya tres o cuatro campañas suyas. Siempre te gusta volver a reencontrarte a compañeros, y si sale cualquier cosa la haría. En lo de la música, el otro día canté en el Teatro La Laboral un tema que compuse yo y lo disfruté un montón, sonó genial y al día siguiente fui corriendo a registrarlo. Tengo amigos músicos e iré grabando poco a poco las cosas que he compuesto. No hay que abandonar nada, pero la prioridad, lo que me da de comer, y me va fenomenal, no sé por qué, es lo de la interpretación.

-En el plano profesional por lo que se ve va todo estupendamente. ¿También en el personal?

-No, me ha tocado un punto horrible. Siempre hay alguien que te pone un poco, que te gusta más, pero ahora no ha aparecido nadie que me guste, pero estoy al loro. La próxima vez prometo que seré superbuena y que cuidaré mucho mi corazón

Comentarios