lunes 09.12.2019
Pero seguirá teniendo el control

Villar Mir venderá una parte de sus derechos en la ampliación de capital de OHL

La empresa emitirá casi 200 millones de nuevos títulos a 5,02 euros cada uno

Juan Miguel Villar Mir en una rueda de prensa del grupo OHL. | EP
Juan Miguel Villar Mir en una rueda de prensa del grupo OHL. | EP

El Grupo Villar Mir ha manifestado su "intención" de vender parte de los derechos de emisión que le corresponden en la ampliación de capital del OHL, en virtud de la participación de control del 59,551% que actualmente tiene en la compañía, pero sin que ello le suponga diluir su participación final en el grupo por debajo de un 50,01% y perder su control.

Con esta venta de derechos, la corporación de Juan Miguel Villar pretende levantar fondos adicionales para la inyección de unos 500 millones de euros que tiene que realizar en OHL en el marco de la ampliación para mantener su control.

La compañía ya ha captado el grueso de estos fondos en las últimas semanas con la venta de parte de sus participaciones en Abertis y Colonial.

La venta de derechos de la ampliación supondrá que el Grupo Villar Mir diluirá su actual cota de casi el 60% en la constructora hasta el porcentaje mínimo del 50,01% que se ha comprometido a mantener en la empresa.

Así lo indica la constructora en el folleto explicativo de la ampliación de capital de 1.000 millones de euros que OHL ha lanzado este martes, con la emisión de casi 200 millones de nuevos títulos a 5,02 euros cada uno, un 61% por debajo del precio de mercado.

En el folleto, remitido a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), OHL avanza que la operación culminará en los primeros días del mes de noviembre, previsiblemente el día 2, cuando está previsto que empiecen a cotizar las nuevas acciones.

Del importe total de la ampliación, 632 millones se destinarán a amortizar deuda y los 340 millones restantes a financiar la expansión internacional del negocio de concesiones del grupo fijado en su nuevo plan estratégico 2015-2020.

En el caso de la reducción de deuda, OHL lanzó hoy mismo una oferta de recompra de bonos por un importe de hasta 300 millones. De esta forma, suprimirá títulos de tres emisiones distintas que están devengando un tipo de interés de hasta el 7%.

El riesgo de México

En el documento explicativo, dentro del preceptivo capítulo en el que el emisor enumera los potenciales riesgos que pueden afectar a la operación, OHL se refiere a su exposición al mercado mexicano y a los litigios e investigaciones en los que está inmersa en el país, tras aparecer informaciones que le acusas de supuestos comportamientos ilícitos.

En este sentido, señala que las investigaciones sobre presunta corrupción, aunque no concluyan en la culpabilidad del grupo, "podrían dañar su reputación y ocasionar un impacto adverso en su capacidad para competir por proyectos de infraestructuras en todo el mundo". Asimismo, apunta a la posibilidad de que le ocasione dificultades para atraer a socios para sus negocios.

OHL también apunta a la importante exposición al mercado mexicano, que aportó al grupo el 73,2% del total de su beneficio bruto de explotación (Ebitda) de 2014.

La compañía opera en el país a través de OHL México, compañía cotizada en la que controla el 56,4% de su capital a través de la que gestiona media docena de autopistas de peaje del país.

Comentarios