sábado 11.07.2020

Qué tipos de toallas hay y cómo elegir la más adecuada según el propósito

Contrariamente a lo que se podría pensar, las toallas no son accesorios que deberíamos elegir a la ligera. Es importante conocer sus propiedades para poder escoger las más adecuadas, sin perder de vista su calidad
Qué tipos de toallas hay y cómo elegir la más adecuada según el propósito

Las toallas son un complemento fundamental. Muchas veces, las elegimos sin tener en cuenta ningún criterio en particular, más que los precios o si nos resultan bonitas o no. Sin embargo, existen distintos tipos de toallas según el propósito que queramos darle. Por eso siempre se recomienda conocer más acerca de cada tipo de toalla para poder elegir el tipo más adecuado.

¿Qué tipos de toallas hay?

A menudo, compramos toallas de manera rápida mientras damos un paseo por la sección en las tiendas, sin mirar demasiado qué tipo de toalla es o si efectivamente será útil para el uso que queremos darle. Lo cierto es que no todas son iguales y vale la pena prestar atención a este aspecto, especialmente para evitar gastar de más y hacer una buena inversión en toallas que realmente nos sirvan. En primer lugar, existen toallas para la playa, que distan mucho de las toallas que comúnmente conocemos para el cuarto de baño. En tiendas especializadas como Mastoallas podremos encontrar distintos modelos de toallas de playa, ya que dentro de este tipo también podemos distinguir algunas características particulares.

Por lo general, las toallas de playa tienen un tamaño mayor que las convencionales, porque están diseñadas de forma específica para su uso vacacional y una máxima absorción. El tejido que más se repite es el de algodón, aunque también es posible que encontremos muchas toallas de playa de microfibra. Cuando buscamos la más adecuada, es importante que tengamos en cuenta cuestiones como la suavidad o la densidad del tejido, para identificar cuál será más amigable con nuestra piel especialmente si, por ejemplo, tenemos piel sensible. También podremos encontrar mucha variedad de diseños, toallas con bolsillos, con estampados, o a prueba de arena. Estas últimas están fabricadas con fibras mixtas, haciendo mucho más fácil y rápida la absorción del agua y evitando que la arena se pegue.

Por otro lado, las toallas para hacer deporte se distinguen de las de playa en una serie de aspectos. En principio, suelen ser bastante más pequeñas, aunque los tamaños pueden llegar a variar. Normalmente están fabricadas con microfibra, y tienen una densidad muy leve que las hace ideales compañeras para llevar al gimnasio, transportarlas en bolsos o mochilas sin que ocupen demasiado espacio, etcétera. Son suaves, finas y sencillas, y su principal objetivo es garantizar la comodidad del deportista durante o después de su entrenamiento. Mientras tanto, si lo que queremos son toallas para nuestro cuarto de baño, en Mastoallas podremos encontrar también las mejores toallas de baño.

En este caso, sin duda, hay una gran variedad de modelos, tejidos y densidades, siendo éstos algunos de los conceptos en los que más deberíamos reparar al momento de elegir la toalla más adecuada. Aquí resulta particularmente más importante tener en cuenta la sensibilidad de nuestra piel ya que, al fin y al cabo, son las toallas que utilizaremos para secarnos tras un baño, de lavarnos las manos y demás.

¿Cómo elegir la toalla?

En cualquier caso, pero especialmente al hablar de toallas para el cuarto de baño, es importante que tengamos una serie de criterios en mente. En primer lugar y como mencionamos anteriormente, el tipo de material y tejido con los que están fabricadas es un factor muy importante. Para el cuarto de baño, lo más aconsejable es elegir una toalla 100% algodón, ya que son mucho más absorbentes y más amables al tacto con nuestra piel. Dentro de las posibilidades que hay disponibles en toallas de algodón, también podremos escoger entre algodón egipcio u orgánico, ambos muy buenos en cuanto a suavidad y absorción.

En Mastoallas podremos ver claramente la variedad de toallas de algodón que hay en el mercado, y comparativas de algunas de las mejores para elegir más claramente. Al fin y al cabo, se trata de una decisión muy subjetiva según las preferencias y necesidades de cada persona. Si tenemos en mente la absorción, el peso y el material, podremos elegir una toalla de buena calidad para añadir a nuestra colección del cuarto de baño. A su vez, debemos considerar que cuanto más pesada sea una toalla, mayor será su composición de algodón, por lo que es un factor que puede indicarnos su nivel de calidad.

Una vez que hayamos podido reconocer estas características, sólo quedará elegir la que más nos guste en cuanto a colores, estampados o detalles que nos resulten atractivos, así como diseñar combinaciones entre las toallas y otros accesorios que se encuentren en nuestro cuarto de baño.

Comentarios