lunes 17/1/22

Joan Subirats promete impulsar una gran reforma universitaria

El nuevo ministro de Universidades, Joan Subirats, se ha comprometido este lunes a impulsar "la ambiciosa" reforma universitaria iniciada por su antecesor, Manuel Castells, de cuyas manos ha recibido esta tarde la cartera ministerial

subirats

Al acto protocolario de traspaso de carteras han acudido los ministros Pilar Alegría, Alberto Garzón, Yolanda Díaz, Ione Belarra, Diana Morant e Irene Montero, a quienes el ministro saliente, de 79 años, ha agradecido su apoyo durante sus casi dos años al frente de esta responsabilidad, a la que renunció el pasado día 16 por problemas de salud.

Castells ha explicado que ha sido un honor compartir las tareas del Gobierno "más progresista" de Europa y, pese a afrontar "todo tipo de problemas", se ha logrado "avanzar en muchos frentes", incluida la gestión de la pandemia. "Hemos vacunado más y mejor que nadie" y protegido a los más vulnerables gracias al "escudo social".

Todo ello se ha hecho "superando una oposición inédita por lo desenfrenada y vociferante que espero se vaya calmando", ha subrayado Castells, quien ha dicho que hay "semillas" que ayudarán a la reforma universitaria y "no hay mejor persona" que Subirats para culminar la Ley Orgánica del Sistema Universitario (LOSU).

Ha contado la anécdota de que cuando la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, le propuso ser ministro le advirtió que había una persona mejor: Subirats, catedrático de Ciencia Política, mano derecha de Colau hasta su reciente jubilación, a lo que esta le respondió que no podía prescindir de él.

Tras señalar que además de ser un reputado intelectual es una persona tolerante y dialogante, ha aconsejado al nuevo ministro que no cometa la misma "estupidez" que él: llenar de documentos la cartera para el Consejo de Ministros, "rompiéndome la espalda", porque lo podrá encontrar en el ordenador de la mesa del Consejo.

Subirats, el primer miembro de su familia en graduarse en la Universidad, ha explicado que seguirá adelante con la LOSU, que pasó su primera lectura en Consejo de Ministros el pasado 31 de agosto, e incorporará nuevos elementos para que la Universidad contribuya a solucionar los retos que plantea un cambio de época como la actual.

La Universidad tiene "capacidad y potencia" para abordar estos desafíos, pero "espero contar con la colaboración" no solo de la Universidad sino del resto de los ministerios.

Durante su intervención en el salón de actos del ministerio, Subirats ha confiado en ser capaz de continuar "con la magnífica labor" realizada estos dos años y ha dicho que seguirá los pasos dados por Castells.

A su juicio es importante que a Universidad no quede al margen del gran cambio de época que estamos atravesando y afrontar situaciones de "una gran complejidad", como la pandemia que genera "miedo e incertidumbre", las grandes desigualdades e injusticias sociales, la emergencia climática o el papel del ser humano en un entorno de constante avance tecnológico.

En este contexto ha añadido que los cambios en una época "nunca son neutrales": el cambio tecnológico no es neutral sino que incorpora ganadores y perdedores, al igual que en el cambio climático, de ahí la importancia de "reforzar" la protección social y dar respuesta a las incertidumbres.

Tras señalar que las situaciones complejas necesitan soluciones procedentes no de un único ámbito disciplinar sino que se necesita la interdisciplinariedad, Subirats ha recordado a Jordi Solé Tura (exministro de Cultura) que fue su director de tesis y le abrió la puerta a enseñar en la Universidad, en la que ha estado 47 años. EFE

Comentarios