sábado 19/6/21

Nadia Calviño confía en que la banca piense más allá de sus accionistas con ajustes

La ministra de Asuntos Económicos, Nadia Calviño, ha asegurado este martes haber visto un cambio de actitud en la banca española, más dispuesta a negociar con sus trabajadores

nadia calviño

La ministra de Asuntos Económicos, Nadia Calviño, ha asegurado este martes haber visto un cambio de actitud en la banca española, más dispuesta a negociar con sus trabajadores, y ha subrayado la importancia de que las entidades piensen más allá de sus accionistas a la hora de efectuar ajustes.

"Desde hace tres años, hemos venido instando al sector y al Banco de España a abordar una transformación que reforzase la solvencia al menor coste en la reducción de empleo y oficinas", ha dicho Calviño, quien ha anunciado que el Ejecutivo utilizará "todos los instrumentos" a su alcance para seguir trabajando "en esta dirección".

En su respuesta al senador del Grupo Parlamentario de Izquierda Confederal Koldo Martínez, la vicepresidenta segunda ha afirmado que sus mensajes "han sido escuchados" por la banca, en la que ve "un cambio de actitud y una mayor apertura de sus líderes", más dispuestos a "negociar con los representantes de los trabajadores".

Desde su punto de vista, las decisiones del Gobierno pasan por reforzar al conjunto del sector financiero y, sobre todo, "tratar de evitar un impacto negativo sobre el conjunto de la economía del país, como se produce si hay despidos excesivos".

En este sentido, ha llamado a todas las partes implicadas, entre las que se encontraría la banca, a adoptar políticas que se basen en el interés del conjunto de la sociedad y no sólo de los accionistas, una responsabilidad que pasa por defender a "trabajadores, clientes y ciudadanos".

Calviño también ha insistido en que "desde hace tres años", tras el cambio de Gobierno, "ya estaba claro que el sector financiero estaba inmerso en un proceso profundo de transformación".

Así, ha dicho, más allá del impacto causado recientemente por la pandemia del coronavirus, fenómenos como la digitalización, la persistencia de bajos tipos de interés, y la entrada de nuevos competidores en estos mercados han añadido presión a la banca, cuya solvencia "es fundamental para garantizar la estabilidad financiera y la prosperidad de la sociedad". 

Comentarios