sábado 07.12.2019
Puertas giratorias

Josep Piqué y su ciclo de la vida del ministro retirado

Tras dejar al borde de la quiebra a OHL, de la que era número dos, Josep Piqué ha encontrado un nuevo empleo tras apenas unos meses y un jugoso finiquito. El que fuera exministro pluriempleado de José María Aznar, que sumó tres ministerios en siete años, tras encadenar más de una docena de empleos ahora ha aterrizado en la firma financiera de Alantra

Josep Piqué, exministro de los Gobiernos de Aznar.
Josep Piqué, exministro de los Gobiernos de Aznar.

Si la oscarizada película del Rey León hubiera sido creación de un español, la súper producción de Disney hubiera algo distinta. No porque hubiera radicales contrarios a la monarquía, allí tenían a las hienas y en España tenemos a la CUP. El mayor cambio hubiera afectado a la famosa sintonía del ‘Ciclo de la Vida’. La verdadera vida es la de político retirado, mejor si has sido ministro.

Josep Piqué, el exministro de Industria, Energía, Asuntos Exteriores, Ciencia y Tecnología – que nadie se asuste, que no lo fue a la vez –  con José María Aznar, ha encontrado un nuevo empleo en la firma financiera Alantra, nacida de la fusión de N+1 y Dinamia.

Por cierto, también fue portavoz del Gobierno – se quejan de pluriempleados en la era Rajoy –. Cuando Aznar desapareció, se exilió a su Cataluña natal, para comandar el partido allí, que se hundió. En 2007, abandonó su actividad política y comenzó a sacar rédito a sus dotes de economista ‘Cum Laude’ y sus muchos contactos hechos en los despachos.

Ya inmerso en la mejor parte del ciclo del ministro retirado, Piqué empezó a encadenar puestos y no ha parado. En total, ha acumulado más de 12 cargos en distintas empresas privadas. Es mejor coger aire para nombrarlos todo: fue presidente de Vueling Airlines, del Círculo de Economía, de Vértice 360 Servicios Audiovisuales y de la consultora internacional Pangea XXI. Además, es consejero independiente del Grupo Ezentis y miembro de los consejos de administración de la sociedad de Bolsa Gaesco y del operador logístico Tradisa. Esto no termina ahí. También asesor de Albertis, Applus, USP, Seat y Reparalia.

Quiebra de OHL, dos millones al bolsillo y a otra cosa

Tras salir de la presidencia de Vueling, tras la compra de IAG, Piqué se embarcó en la difícil misión de reflotar la histórica OHL. A principios de octubre de 2013 se convirtió en el número dos de la compañía y hombre de confianza de Juan Miguel Villar Mir.

Bajo el mandato de ambos, OHL certificó su defunción. La caída de la construcción y sus continúas malas decisiones e inversiones han lastrado las cuentas y han llevado a la empresa a caer por debajo del bono basura. En los años en los que estuvo Piqué al frente, registró siempre ‘cash flow’ o generación de caja de explotación negativa que obligó a la firma a entrar en una espiral vendedora para hacer frente a su elevada deuda.

Los nefastos resultados, que llevaron la empresa a mínimos históricos y a perder un 94% de su valor bursátil forzaron la salida de Villar Mir y Piqué. El catalán que había llegado con idea declarada de permanecer “el resto de su vida activa” en la firma, salió por la puerta de atrás con dos millones de euros en los bolsillos.

En pocos meses, nuevo trabajo

Lo mejor del ciclo de la vida del exministro es que los resultados no son importantes. La salida por la puerta de atrás, incluso con ampliación de capital en OHL, no ha impedido firmar un nuevo contrato laboral en apenas un par de meses.

La firma de la que es presidente su amigo Santiago Eguidazu ha apostado por el catalán para su negocio en España. La idea es que Piqué ayude a la firma a mejorar sus márgenes en las operaciones en España. En palabras que todo el mundo entiende, una especie de trabajo de lobista. Una profesión al alza entre empresas privadas y también entre ONG’s y demás movimientos 'sociales' que buscan rascar alguna subvención del Estado. En definitiva, el ‘ciclo de la vida del ministro retirado’ da para un nuevo capítulo más. En el ciclo. El ciclo sin fin. 

Comentarios