lunes 30.03.2020

De Guindos: "A España le queda mucho para salir de la crisis"

El ministro asegura que España debe de continuar con las reformas para consolidar la recuperación económica

De Guindos: "A España le queda mucho para salir de la crisis"
De Guindos: "A España le queda mucho para salir de la crisis"

El ministro de Economía y Competitividad, Luis de Guindos, ha asegurado que a España le queda "mucho" para salir de la crisis económica, a pesar de haber superado la recesión, tal y como muestra el dato publicado este miércoles por el Instituto Nacional de Estadística (INE), que ratifica lo avanzado por el Banco de España.

"Más allá de la décima, que no es lo más importante, lo fundamental del dato es su carácter cualitativo, que confirma el perfil ascendente (del PIB)", ha señalado Guindos durante su comparecencia en la Comisión de Economía y Competitividad del Senado.

El ministro ha asegurado que el escenario económico actual es "muy distinto al de hace un año y medio, ya que España inicia ahora una recuperación "frágil, tenue y débil", pero que va "de menos a más". "Confiamos en que se cumplan las previsiones", ha añadido.

Pese al cambio de ciclo, ha resaltado de continuar con las reformas para consolidar la recuperación porque la intensidad del cambio de ciclo dependerá en gran medida del mantenimiento de la estrategia política y de los progresos europeos. "Si seguimos por este camino, la economía regresará a la senda de crecimiento y empleo que nunca debió abandonar", ha asegurado.

Guindos, que ha comenzado su intervención recordando a los mineros fallecidos el martes en León, ha asegurado que este cambio económico se ha logrado gracias a la corrección de desequilibrios macroeconómicos y a la política económica desarrollada por el Gobierno, que ha permitido una mejora en la percepción de los agentes económicos.

"El mérito es de la sociedad española, que ha hecho un esfuerzo muy importante", ha dicho Guindos, tras asegurar que la política del Gobierno ha intentado luchar contra un déficit público "insostenible", un sector inmobiliario lastrado por la burbuja inmobiliaria, un exceso de endeudamiento en el sector privado y una legislación laboral "excesivamente rígida".

Según Guindos, el comportamiento del sector exterior es el "reflejo" del cambio del patrón de crecimiento, que genera una economía "más abierta, competitiva y con una base exportadora cada vez más importante". En este sentido, ha reiterado que España cerrará el año con un superávit en la balanza por cuenta corriente superior al 2% y que este saldo se mantendrá en el futuro porque todas las ganancias de competitividad son "estructurales, duraderas y sostenibles".

En cualquier caso, Guindos ha asegurado que todas las mejoras se trasladarán "poco a poco" a la economía real y, en concreto, al mercado laboral, que el año que viene será capaz de arrojar cierta creación neta de empleo. A su parecer, los últimos datos de la Encuesta de Población Activa (EPA) son "esperanzadores" porque apuntan a la estabilización y ponen de manifiesto que la reforma laboral ha ido por "buen camino".

El ministro ha resaltado el valor de la reforma financiera que puso en marcha el Gobierno para despejar las dudas sobre la solvencia del sector y que hoy llega a su fase final. A su parecer, este cambio ha sido "pionero" en muchos aspectos y se ha caracterizado por el "rigor y la independencia".

CE, BCE y FMI valoran la reforma financiera

En este sentido, ha recordado que la Comisión, el Banco Central Europeo (BCE) y el Fondo Monetario Internacional (FMI) han reconocido en su último informe que España avanza de forma "satisfactoria" y cumple todos los compromisos adquiridos con la firma del Memorando de Entendimiento. De hecho, aseguran que el sector ha recuperado confianza, ha mejorado su ratio de calidad y eficiencia y que los bancos están ahora preparados para asumir cualquier 'shock' externo.

Las reformas, según el ministro, han permitido una mejora de la economía que han reconocido los mercados abriéndose al Tesoro y a las grandes empresas y convirtiendo de nuevo a España en un destino "atractivo" para las inversiones. "Los esfuerzos pedidos empiezan a dar sus frutos", ha señalado Guindos, tras resaltar la importancia de consolidar la recuperación perseverando en las políticas y las reformas.

En este sentido, ha recordado que en la última parte del año se aprobarán definitivamente algunas normas importantes, como la unidad de mercado, la ley de cajas y fundaciones o la batería de medidas para profundizar en la liberalización y la transparencia de los mercados interiores con leyes como la de los colegios profesionales.

Más reformas en lo que queda de año

Por otro lado, el Gobierno aprobará una nueva norma de gobierno corporativo que tendrá en cuenta las conclusiones del grupo de expertos creado para este fin, así como una nueva ley financiera para diversificar las fuentes de financiación de las pequeñas y medianas empresas que, entre otras cosas, obligará a las entidades a avisar con tres meses de antelación a las pymes si van a cancelar una línea de crédito.

Estas medidas, según ha explicado, complementarán los esfuerzos del ICO y se unirán a los pasos que se darán en Europa para avanzar en la Unión Bancaria, ya que serán "en balde" si no se pone fin a la fragmentación de los mercados.

Por otro lado, el ministro ha resaltado la importancia de seguir trabajando en el ámbito de la I+D y ha anunciado que el Gobierno realizará una auditoría independiente para comprara la situación española con los mejores estándares europeos. Esta auditoría se hará durante el primer semestre de 2014 con el objetivo de que los resultados definitivos se conozcan en verano del año que viene y sirvan para identificar propuestas de mejora.