Lunes 17.06.2019
Bankia

Goirigolzarri destaca la fuerza comercial y los retos tecnológicos de la entidad

El presidente de Bankia, José Ignacio Goirigolzarri, ha afirmado que la entidad ha arrancado el ejercicio 2019 “con una enorme fuerza comercial” y con la vista puesta en los retos tecnológicos

Durante su intervención ante la Junta General de Accionistas celebrada en Valencia, Goirigolzarri  se ha mostrado convencido de que “el año 2019 es el inicio de una nueva etapa para Bankia desde una triple perspectiva, “desde el punto de vista organizativo, porque los cambios en la dirección van a suponer un acicate para el banco; un nuevo ciclo desde el punto de vista de incorporación de talento, y un nuevo ciclo desde el punto de vista financiero”.

Ha destacado que, tras culminar con éxito la integración con BMN, hoy son “una entidad perfectamente integrada, con procesos y estilos de dirección totalmente unificados, con un equipo unido y una cultura común”.

Goirigolzarri ha recordado que, en los primeros meses del año 2018, en pleno proceso de integración con BMN, el dinamismo comercial se vio impactado, “pero en la segunda mitad del año, la actividad se recuperó con brío, creciendo mes a mes hasta cerrar el año con importantes incrementos de cuota en productos de inversión como préstamos al consumo o a empresas, así como en productos de valor como fondos de inversión o medios de pago”.

Dinamismo comercial

Desde el punto de vista comercial, la entidad avanza en la consecución del objetivo de captación de clientes recogido en su Plan Estratégico 2018-2020, que prevé elevar hasta en 400.000 el número de clientes.

Solo en 2018, Bankia ha conseguido ganarse la confianza de más de 120.500 nuevos clientes, y con mayor vinculación, ya que al término del ejercicio el banco contaba con 103.000 clientes más con los ingresos domiciliados, ha dicho Goirigolzarri.

En cuanto a la financiación a familias y empresas, Bankia trabaja para acelerar la consecución de estas metas durante los dos próximos ejercicios y mejorar su cuota de mercado.

El banco cerró el año 2018 con una cartera de nuevas formalizaciones de hipotecas de 2.928 millones de euros, un 6% más, y de 14.484 millones en financiación empresarial (13%).

Goirgolzarri ha asegurado que Bankia trabaja para ser “el banco preferido por la sociedad española”.

“Somos conscientes de que el entorno no es fácil para el sector financiero, pero creo que tenemos ideas claras sobre cómo afrontar el futuro, y también tenemos planes y programas bien definidos”, ha subrayado

Incremento en cuotas de negocio

Por su parte, el consejero delegado de Bankia, José Sevilla, se ha referido al impulso dado en el último ejercicio a los productos de mayor valor añadido, como crédito al consumo y a empresas, fondos de inversión, y, adicionalmente, el crecimiento en medios de pago.

“Estos objetivos de negocio eran especialmente ambiciosos en el contexto de integración con BMN porque, normalmente, estos procesos suelen producir pérdidas más o menos relevantes en cuota de mercado, si bien, en nuestro caso, no ha sido así”, ha explicado.

Sevilla ha puesto en valor que la cartera de crédito al consumo de Bankia creció un 14,1% en 2018, lo que supuso una ganancia de cuota de mercado de 15 puntos básicos hasta el 5,57%.

En crédito a empresas, el avance fue del 4,4%, lo que representó un crecimiento de 51 puntos básicos en la cuota de mercado, hasta el 7,42%.

Además, en un ejercicio marcado por la negativa evolución de los mercados, la cuota de Bankia en fondos de inversión se elevó en 17 puntos básicos, hasta alcanzar el 6,55%, en línea con las previsiones recogidas en el Plan Estratégico.

En el mundo de los medios de pago, una línea de trabajo estratégica para el banco, la facturación de tarjetas de Bankia aumentó un 12,8%, lo que significó un crecimiento de cuota de mercado de 38 puntos básicos, hasta el 12%.

Transformación digital

Goirigolzarri ha incidido en que el sector financiero en su conjunto se enfrenta a importantes retos estratégicos y el cambio de hábitos de los  clientes, unido a una permanente revolución tecnológica, está dando lugar a cambios muy profundos.

Entre ellos, los más visibles, ha precisado, “son la caída de las barreras de entrada en el sector, y la consiguiente incorporación de nuevos jugadores”.

En este sentido, ha dicho que “el reto es más evidente” es en “el impacto que todo esto tiene en loscanales de distribución”, es decir, “la convivencia entre los canales online y offline”.

La respuesta de Bankia a esta situación se asienta en una segmentación de la clientela en función de su nivel de digitalización, así como en función de su relación con el banco.

De esta manera, Goirigolzarri ha resaltado que en 2019 más de la mitad de los clientes de Bankia serán digitales, mientras que ya el año pasado el 25% de sus compras se hizo por los canales online del banco.

Por ello, ha avanzado que Bankia ha incorporado este año a su plantilla a más de 200 profesionales, de los que 50 proceden de ramas como inteligencia artificial, big data o experiencia de clientes.

“Nos estamos dotando de especialistas en nuevas tecnologías”, ha dicho Goirigolzarri, al tiempo que ha afirmado que también están “incorporando a 150 personas en las redes comerciales que darán un impulso a nuestra actividad comercial”.

Solvencia

En materia de solvencia, Goirigolzarri ha destacado que el fortalecimiento del balance de la entidad “es absolutamente prioritario para Bankia”.

Ha apuntado que Bankia cuenta un superávit de capital sobre el mínimo regulatorio de 524 puntos básicos, lo que significa 4.313 millones de euros.

También se ha referido al  importante proceso de reducción de activos improductivos por valor de 6.000 millones de euros acometido en 2018, que ha dejado la cifra en 10.900 millones, frente a los 16.900 millones de 2017.

Comentarios