miércoles 17.07.2019
Contenido del Blog de Caixabank

Grandes momentos de la Fórmula 1 en el Circuit de Barcelona-Catalunya

El mítico circuito catalán acoge el Gran Premio de España de Fórmula 1. A lo largo de su historia se ha convertido en escenario de intensas luchas deportivas

Grandes momentos de la Fórmula 1 en el Circuit de Barcelona-Catalunya

¿Qué tendrá la Fórmula 1 que levanta tantas pasiones? Adrenalina, competición, velocidad o estrategia pueden ser algunas de las respuestas a esta pregunta. La emoción forma parte del ADN de la Fórmula 1. No hay mejor receta para mantener los espectadores pegados al televisor.

Entre los días 10 y 12 de mayo, vuelve al Circuit de Barcelona-Catalunya uno de los mayores espectáculos deportivos. Será entonces cuando se celebrará el Gran Premio de España 2019 de Fórmula 1. En este circuito de 4,655 kilómetros, los monoplazas darán un total de 66 vueltas para cubrir 307,230 kilómetros.

Los ojos de medio mundo estarán posados sobre Montmeló, la localidad barcelonesa donde se encuentra el circuito. Allí, los pilotos de los distintos equipos se afanarán por conseguir un buen puesto en la parrilla de salida.

Por sus características, la competición en el Circuit de Barcelona-Catalunya empieza a ponerse seria ya desde los entrenamientos. Especialmente en este circuito, conseguir la pole puede suponer tener medio gran premio en el bolsillo. La estrategia en las paradas también suele resultar determinante. Esto se debe a que su trazado presenta pocas rectas donde adelantar y, además, los equipos lo utilizan para sus entrenamientos oficiales. Por esa razón, los pilotos se lo conocen de memoria y no suelen cometer errores. Las tácticas adecuadas cobran así especial relevancia sobre el asfalto de Montmeló.

El Circuit de Barcelona-Catalunya está muy ligado a la Fórmula 1. La provincia de Barcelona ha albergado tres circuitos en los cuales se han celebrado grandes premios de Fórmula 1: Pedralbes, Montjuïc y el actual, denominado Circuit de Barcelona-Catalunya, en Montmeló.

Un circuito que se estrenó con una batalla épica

Aunque el trazado del actual Circuit de Barcelona-Catalunya no se presta a grandes adelantamientos ni momentos de tensión, lo cierto es que su estreno en 1991 acogió una lucha épica entre dos gigantes de la Fórmula 1: Nigel Mansell y Ayrton Senna. El primero consiguió adelantar al segundo en una lucha agónica sobre una pista estrecha y con solo dos rectas.

En una jornada en la que la lluvia hizo acto de presencia y complicó la conducción, se produjo esta lucha de titanesLas ruedas de ambos monoplazas llegaron a acercarse a apenas unos centímetros en paralelo durante 500 metros. Los esfuerzos de Mansell se vieron recompensados: acabó la carrera en el primer cajón del podio, mientras que el piloto brasileño, líder del Mundial, terminó en quinta posición. De hecho, Mansell ganaría también el año siguiente, y su equipo (Williams) mantuvo la hegemonía durante los cuatro primeros años de historia de este trazado.

En ese mismo Gran Premio de España de 1991, Michael Schumacher luchó con ambos pilotos al principio de la carrera. Presionó duramente a Senna y llegó a adelantar a Nigel Mansell.

Este año, el Circuit de Barcelona-Catalunya rendirá homenaje durante el Gran Premio de España al desaparecido Ayrton Senna, cuando se cumplen 25 años de su fallecimiento y 28 de una lucha con su rival Nigel Mansell que queda para los anales de este deporte.

El primer campeón español se hizo esperar

Desde la inauguración del Circuit de Barcelona-Catalunya en 1991, hubo que esperar 15 años hasta ver a un español subirse a lo más alto del podio para regar con champán a quien se le pusiera por delante. Fue Fernando Alonso, que ganó el Gran Premio de España en 2006, durante su segundo Campeonato del Mundo. Eso sí, su primer podio en esta prueba había sido en 2003, cuando había quedado en segunda posición detrás del campeón del mundial Michael Schumacher. El asturiano sumó un total de dos victorias y cinco podios en este Gran Premio.

Sin embargo, ha sido Michael Schumacher quien más veces ha ganado en la historia del Circuit de Barcelona-Catalunya. Lo hizo en 1995, 1996 y entre 2001 y 2004. Además, logró sumar otros seis podios. En 1996 fue la primera vez que ganó el Gran Premio de España con Ferrari, con más de 45 segundos de ventaja y gracias a un excelente pilotaje bajo la lluvia.

Un récord de vuelta muy reciente

La presente edición del Gran Premio de España llega tras dos años de dominio de un mismo piloto. Lewis Hamilton (Mercedes) ha ganado las dos últimas ediciones de manera consecutiva. En total, el actual campeón del mundo acumula tres victorias y cuatro podios en Motmeló.

No obstante, no es Hamilton quien posee el récord de vuelta rápida en el Circuit de Barcelona-Catalunya. El año pasado lo logró Daniel Ricciardo (Red Bull), al volar sobre la pista para establecer un tiempo de 1:18.441.

En los últimos doce años, Hamilton ha sido el único piloto en repetir el primer puesto en Montmeló, de manera que se han contabilizado hasta diez ganadores distintos. Una posición que parece dar buena suerte a quien la consigue, ya que, casi el 60% de las veces, el campeón del Gran Premio de España acaba también en lo más alto de la clasificación del Mundial de Fórmula 1.

Fuente El Blog de Caixabank

Comentarios