viernes 4/12/20

El Atlético de Madrid se aleja del estado de alarma

Los rojiblancos se llevaron los tres puntos tras imponerse por 2-0 al Betis 

El Atlético de Madrid se enfrentaba al Real Betis Balompié en el Wanda Metropolitano en el choque respectivo a la séptima jornada de LaLiga Santander. Ambos equipos llegaban de perder sus últimos partidos. El Atlético perdió su partido debut de esta temporada en la Champions League contra el Bayern de Múnich a domicilio (4-0) y el Betis perdió contra la Real Sociedad en el Benito Villamarín (0-3). Es por esto que ambos equipos llegaban necesitados de una victoria para arreglar la mala imagen de sus respectivas derrotas.

El partido no comenzó de la manera que les hubiese gustado a los jugadores de Simeone ya que les costaba horrores crear ocasiones de peligro. La presión del Betis impedía la salida de balón de los locales obligando a que prácticamente todo fuesen balones arriba que no servían de mucho ya que no había nadie al tanto para pelearlos o cazarlos. El buen juego de los verdiblancos hizo que llegase la primera ocasión clara del partido que protagonizó William Carvalho con un testarazo de cabeza al cual le faltó fuerza para poner en problemas al muro de Oblak. Le surgieron más problemas en el segundo disparo de los sevillistas que salió de los pies de Nabil Fekir desde la frontal del área. Intentó reaccionar el Atlético con un disparo de Luis Suárez que salió demasiado cruzado pero de nada sirvió porque los del cuadro de Pellegrini estaban siendo superiores. 

Antes del inicio de la segunda parte, Simeone decidió trastocar el equipo con dos cambios, uno de ellos fue la marcha de Lucas Torreira para la entrada de Héctor Herrera y el otro fue Carrasco el que entró sustituyendo a Lemar. El equipo rojiblanco salió tan enchufado que simplemente le bastaron 50 segundos para arreglarla la pobre primera mitad. Marcos Llorente cogió un balón por la banda, se hizo un autopase y prácticamente sin ángulo batió a Claudio Bravo por el palo corto, un auténtico golazo propio de un buen 9. Diez minutos después saltó al terreno de juego Joao Félix que sustituyó al argentino Correa con la misión de agitar el partido y buscar un segundo gol que cerrase el partido. Ya en el minuto 70 Joao Félix recogió un rebote que vino de un córner a favor del Betis y montó una contra cediéndole un balón medido al espacio a Carrasco. Cuando llegó al borde del área, al central Montoya no le quedó otra opción que derribarle para evitar el gol pero eso le costó la roja directa por ser el último hombre y dejó a su equipo con diez el resto del partido. 

Los de Pellegrini fueron valientes y echaron el resto con el marcador en contra y un jugador menos, lucharon hasta el final creando un par de ocasiones de gol que no acabaron en gol. Ya en el tiempo de descuento, Luis Suárez aprovechó un pase atrás de Renan Lodi y la empujo al fondo de la red anotando su cuarto gol en liga y colocándose pichicho de la máxima competición junto a Paco Alcácer y Ansu Fati.

De esta manera, los rojiblancos se llevan tres puntos valiosos que valen para que se pongan terceros con un partido menos que el Real Madrid y dos menos que el resto de conjuntos.

Comentarios