jueves 17.10.2019
AMOR EN EL PP

Álvaro Nadal, ministro de Energía, entregado a una diputada del PP

El político acudió con Celia Alberto Pérez a un conocido restaurante de Madrid, donde dieron rienda suelta a la pasión sin importarles que hubiera más comensales alrededor. Ella es diputada del PP por Canarias. El ministro está divorciado. Tiene dos hijos con la diplomática Teresa Lizaranzu, embajadora ante la UNESCO

Álvaro Nadal, ministro de Energía, y Celia Alberto Pérez, diputada del PP, se besan apasionadamente. | Estrella Digital
Álvaro Nadal, ministro de Energía, y Celia Alberto Pérez, diputada del PP, se besan apasionadamente. | Estrella Digital

Una pareja hace ‘manitas’ y se besa apasionadamente en el restaurante Makkila, uno de los locales de moda de la capital madrileña. Sin esconderse de los demás comensales que allí se encontraban, dando rienda suelta a la pasión. Hasta ahí, nada más allá de lo que las altas temperaturas pueden llegar a provocar. Sin embargo, todo cambia cuando Estrella Digital descifra la identidad de los dos protagonistas. Resulta que los ‘tortolitos’ son Álvaro Nadal Belda, ministro de Energía, Turismo y Agenda Digital, y Celia Alberto Pérez, diputada del Partido Popular por Las Palmas. Ambos acudieron juntos, sobre las ocho y media de la tarde, a este local situado en la Milla de Oro de Madrid. Allí estuvieron alrededor de una hora en la que tomaron varias cervezas y no pararon de manifestarse diversas formas de cariño, tal y como demuestran las imágenes publicadas en exclusiva en este medio.

Captura de pantalla 2017-06-23 a las 12.19.37

Álvaro Nadal, que fue nombrado ministro 4 de noviembre del año 2016, tiene en el estado sentimental de su página oficial de Facebook (cuya última publicación data del 16 de octubre de ese mismo año) que está divorciado. Atrás quedó su matrimonio con la diplomática Teresa Lizaranzu, hoy embajadora delegada permanente de España ante la UNESCO (desde el año 2015). Tienen dos hijos. Los dos se conocieron cuando ella trabajaba como funcionaria en la Embajada Española en Finlandia, donde comenzó su carrera. Posteriormente se trasladaron a Israel, para trabajar ella en el Consulado de España y él como consejero comercial.

nadal ella se lanza

Celia Alberto, natural de Fuerteventura, es siete años menor que el ministro. Se dio a conocer gracias a una pequeña metedura de pata que cometió en mayo de este año, cuando votó en contra de la iniciativa para sacar a Franco del Valle de los Caídos. Alberto fue la única diputada que rechazó la proposición no de ley, que se aprobó con 198 votos a favor y 140 abstenciones, del PP y de ERC.

Nadal manitas

La diputada indicó que no se equivocaba habitualmente, que solía estar “centrada”, pero que ese día tuvo un “despiste” y que se confundió con la “señal para la votación”. “Mi intención es siempre la de votar con el grupo parlamentario, no hay nada detrás”, apostilló. Alberto lamentó la trascendencia mediática de su equivocación y aseguró que en las redes sociales había sifrido numerosas críticas por ello: “En Twitter me están bombardeando muchos perfiles falsos llamándome ultraderechista de mierda”.

Una familia poderosa

Álvaro Nadal, de 47 años, tiene un hermano gemelo, Alberto, con el que comparte apellidos y sobrenombre: los hermanos Dalton. Los dos, de 47 años, son dos veteranos que acumulan dos décadas trabajando en distintos puestos de la administración pública, en embajadas españolas y en la empresa privada. Alberto fue nombrado en noviembre de 2016 secretario de Estado de Presupuestos y Gastos.

Al lado de ellos, sus mujeres. La (ex) de Álvaro, Teresa Lizaranzu, fue cónsul general adjunta de España en Jerusalén entre los años 2001 y 2003, los mismos dos años en los que el actual ministro fue consejero económico y comercial de la Embajada española en Israel. Después de ese cargo diplomático, Lizaranzu fue consejera de la oficina diplomática en Berlín. Más tarde fue nombrada directora general de Política e Industrias Culturales y del Libro en la Secretaría de Estado de Cultura del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte, y allí estuvo hasta hace unos dos años, cuando dio el salto a París, como embajadora delegada permanente de España ante la UNESCO.

La de Alberto trabaja en Moncloa desde el año 2012, en la Oficina Económica de Presidencia. Bajo la dirección de su cuñado ha sido directora general de Economía Internacional y directora general de la Secretaría Técnica de la Comisión Delegada del Gobierno para Asuntos Económicos y Asuntos Económicos Internacionales. Álvaro fue nombrado en 2012 director de la Oficina Económica en la Presidencia. Aunque no tenía Ministerio, fue la voz más escuchada por Mariano Rajoy en materia económica en los peores años de la crisis. Convenció al presidente en temas tan delicados como el rescate a las antiguas cajas de ahorro, la política fiscal o la gestión de los recortes. También estuvo muy cerca de Soraya Sáenz de Santamaría, con la que tiene gran afinidad. Fue él el encargado de situar a María Fernández Pérez (con la que se rumoreó un ‘affaire’) como vicepresidenta de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC).

Comentarios