martes 15/6/21

Infórmate Sobre los Tipos de Semillas de Cannabis

 Seeds
Seeds

Cuando se trata de semillas de cannabis, existe toda una variedad a tu disposición para comprar. Por ende, es elemental que previamente antes de realizar una compra tengas conocimiento acerca de cada tipo de semilla de cannabis, de este modo podrás escoger la que más se adapte a tus preferencias y necesidades.

Saber qué tipo de semilla es la indicada para ti es de mucha utilidad porque así podrás tener la certeza de que vas a cultivar y a obtener las plantas que deseas. Esto significa que evitarás pérdidas innecesarias y le sacarás el máximo provecho a tus cosechas.

Una de las clasificaciones más conocidas es la siguiente: semillas regulares, semillas autoflorecientes y las semillas feminizadas de cannabis teniendo en cuenta que cada una de estas posee características únicas que las hacen más convenientes para algunas condiciones de cultivo.

¿Cuáles son los diferentes tipos de semillas de cannabis?

Si examinas las semillas que se venden en un dispensario o una tienda en línea, verás inmediatamente algunas semillas descritas como feminizadas o autoflorecientes. Una parte vital de comprender cómo comprar semillas de cannabis es comprender las diferencias en los tipos de semillas que se venden.

Dependiendo de cómo se haya obtenido la semilla, puedes comprar semillas de cannabis regulares, semillas de cannabis feminizadas o semillas de cannabis autoflorecientes. Estas no son variedades la planta; son categorías que se refieren al sexo y al proceso de maduración de las semillas.

Cuando compras semillas regulares, algunas crecerán para producir plantas masculinas y otras se convertirán en plantas femeninas. Debes ser consciente de esto porque el cultivo de semillas regulares requiere que prestes bastante atención al sexo de cada planta para que puedas deshacerte de las plantas masculinas que aparecen. Las plantas de marihuana macho no producen flores y por ello su utilidad es menor.

Por otra parte, los machos polinizarán tus plantas femeninas, produciendo cogollos de baja calidad llenos de semillas. Si plantas semillas regulares, debes planear comprar más semillas de las que realmente necesitas, ya que un porcentaje más alto de estas semillas producirá plantas masculinas.

Por otro lado, las semillas feminizadas se han cultivado para producir solo plantas femeninas. Esto significa que no necesitarás comprar tantas semillas porque un mayor porcentaje de las semillas que plantas se convertirán en hembras productivas. Sin embargo, las semillas feminizadas no son infalibles, por lo que debes prestar atención al sexo de tus plantas a medida que maduran para que puedas detectar y eliminar los machos que puedan aparecer. En general, las semillas feminizadas son más fáciles y sencillas de cultivar.

Finalmente, las semillas autoflorecientes tienen más que ver con el ciclo de crecimiento de la planta de cannabis. Al cultivar semillas regulares, deberás ajustar el tipo y la cantidad de luz que recibe tu planta para desencadenar el proceso de floración.

Pero las semillas autoflorecientes han sido diseñadas genéticamente para producir una planta que florezca automáticamente sin que tengas que estar completamente al tanto de alterar la luz que recibe tu planta.

Cultivar semillas de cannabis con éxito

El cultivo de las semillas de cannabis tiene éxito si desde un inicio se tiene en mente la idea de lo que se quiere lograr con las plantas de la cosecha. Un buen cultivo comienza comprando las semillas correctas que consten de las características idóneas para el lugar que tienes planificado para cultivar y que además cumplan con tus requisitos personales.

Asimismo, es elemental escoger sitios de confianza para realizar la compra de las semillas de cannabis porque esta es la única manera de tener garantía de que el producto que vas a recibir sea de alta calidad.

 

 

 

Comentarios