martes 15.10.2019

Calentar el hogar cuesta 1.500 euros anuales

El precio varía dependiendo del lugar y el tipo de calefacción utilizada, pero los hogares españoles dedican una media cercana a los 1.500 euros anuales para mantener la casa a buena temperatura
/COMUNICAE/

El precio varía dependiendo del lugar y el tipo de calefacción utilizada, pero los hogares españoles dedican una media cercana a los 1.500 euros anuales para mantener la casa a buena temperatura


Ahora que el invierno golpea con toda su dureza, mucha gente empieza a echar cuentas de cuánto le cuesta el sistema de calefacción que utiliza. Se trata de uno de los gastos más importantes de un hogar, pero es indispensable para poder sobrellevar las temperaturas tan frías que sufre la mayor parte de España durante el invierno.

La diferencia en esa cuenta varía mucho dependiendo de qué tipo de calefacción sea. Por ejemplo, el precio medio en España si la calefacción es de gas natural oscila entre los 760 y los 928 euros al año. Sin embargo, con un sistema de calefacción eléctrica el gasto se dispara entre los 1.960 y los 2.168 euros anuales.

Como se ve, hablamos de diferencias enormes que también varían dependiendo de la zona de España en la que se viva, ya que las localidades de interior o de montaña sufren temperaturas mucho más bajas que las que se dan en la costa, con lo cual el gasto en calefacción va paralelo al clima propio del lugar en el que se vive.

Esta diferencia de más del doble en la factura final hace que cada vez más hogares estén eligiendo sistemas de calefacción con gas natural. El primer paso para ello es conseguir una buena caldera, lo cual es fácil en sitios como esta tienda de calderas en Barcelona que atiende en toda España.

Estas calderas suponen la mejor opción para la calefacción del hogar, ya que con los datos expuestos el ahorro que suponen cada año hace que merezca la pena indudablemente, ya que con ella se obtiene un menor gasto desde el primer día.

Existen muchos tipos de caldera, debiéndose estudiar en cada caso cuál se adapta más al tipo de hogar en el que se va a instalar. Las calderas de condesnación, las estancas y BAJO Nox tienen características diferentes que hacen que sea aconsejable valorar cuál es la mejor opción en cada casa.

Lo importante es que, en cualquier caso, se encuentre la manera más económica, cómoda y fiable de calentar la casa sin tener que pasar frío dentro de la propia vivienda, invirtiendo así en el bienestar de toda la familia.

Fuente Comunicae

Comentarios