lunes 14.10.2019
Cada vez más popular

El Kung Fu fútbol triunfa en China

Crece el entusiasmo por el fútbol de los ciudadanos chinos. Cada vez son más los chinos que conocen y animan a los equipos españoles. Los aficionados chinos adoran especialmente al Real Madrid, al FC Barcelona y al Atlético de Madrid.

Khung Fu Fútbol.
Khung Fu Fútbol.

En China, el entusiasmo por el fútbol de los ciudadanos chinos no es menor que en otros países. Cada vez son más los chinos que conocen y animan a los equipos españoles. Los aficionados chinos adoran especialmente al Real Madrid, al FC Barcelona y al Atlético de Madrid.

Al hilo de este incremento en China por el gusto de los equipos españoles hay que hacer referencia a que hace 15 años se estrenó “Shaolin Soccer”, una película que se hizo muy popular y que abordaba la historia de cómo unos hombres aprendían a jugar fútbol combinándolo con las técnicas de las artes marciales, toda una cultura en el país asiático. A raíz del film surgió el denominado "pueblo de las artes marciales”. Se encuentra en la ciudad de Dengfeng, en la provincia de Henan donde se ubica el templo Shaolin, un lugar emblemático del Kung Fu chino. En Dengfeng hay 62 escuelas de artes marciales que cuentan con más que 50.000 estudiantes a la que se la conoce popularmente como "La tribu de artes marciales más grande de la tierra". Un sitio donde la película “Shaolin Soccer” es como su filosofía de vida y se representa diariamente especialmente en una de las escuelas, la famosa escuela “Tagou”.  Una escuela por la que han pasado 529 campeones de artes marciales a nivel mundial y 1.002 a nivel nacional.

El año pasado se creó la primera sede para el entrenamiento de Khung Fu fútbol en Henan para los adolescentes de la escuela Tagou. Después de un año ya hay 1.500 chicos que están aprendiendo a jugar al fútbol combinándolo con las técnicas Khung Fu. Y de hecho, la semana pasada, ficharon a tres entrenadores españoles para que entrenaran a los chicos. Tres entrenadores españoles en los que han confiado y han sido contratados por la escuela para entrenar los chicos y encargarse de sus carreras profesionales como futbolistas.

El templo Shaolin es el lugar emblemático para aprender Kung fu en China. Pero ahora, también se está convirtiendo en una referencia para el fútbol en el país asiático  y gracias a la colaboración con España, cuna de grandes profesionales del fútbol. Cuando el fútbol moderno y el kung fu tradicional se encuentran y China y España colaboran, siempre surgen grandes ideas.

Comentarios