martes 22/9/20
AUGURA TAMBIéN UN POSIBLE 'CORRALITO'

Albiol secunda a Lindes y advierte de una probable pérdida de ahorros en Cataluña

No descarta que se acabe reformando la Constitución, pero ha esclarecido que para replantear la financiación no hace falta cambiar la carta Magna

Xavier García Albiol (PP Cataluña). | Imagen de archivo
Xavier García Albiol (PP Cataluña). | Imagen de archivo

El candidato del PP a la Generalitat, Xavier García Albiol, ha celebrado que el gobernador del Banco de España, Luis María Linde, avise este lunes del riesgo de 'corralito' en un Estado catalán, y el 'popular' ha constatado un "riesgo muy serio de perder los ahorros".

Después de la advertencia de Linde en Los Desayunos Informativos de Europa Press, Albiol ha dicho sobre el 'corralito': "Es lo que hemos visto en Grecia, donde los jubilados caen desmayados en la puerta de los cajeros porque no pueden sacar sus pensiones y donde los que tienen pocos o muchos ahorros los acaban perdiendo porque no los pueden tocar".

Artur Mas ha "perdido el norte"

Sobre las declaraciones del número 4 de Junts pel sí, Artur Mas, en que simulaba hablar como un indio para expresar un corte de manga a los dirigentes de partidos españoles que hacen campaña en Cataluña, Albiol le ha pedido "que mientras sea presidente de la Generalitat no haga el ridículo y se convierta en una caricatura de si mismo".

Albiol considera que hablar como un indio apache pone en evidencia "que este buen hombre ha perdido el norte, ha pasado a ser una caricatura de sí mismo y está desautorizado para seguir gobernando en Cataluña".

Respecto a las encuestas que dan al PP 10-13 diputados, ha puntualizado que históricamente las encuestas les dan un resultado inferior al que luego sacan por el voto oculto, y especialmente este 27-S, en que hay más presión social y "miedo en una parte de la población de poder explicar que no son independentistas", pero augura que obtendrán muy buenos resultados y serán una de las principales fuerzas en Cataluña.

No habrá mayoría absoluta para los independentistas

Está "absolutamente convencido" de que los independentistas no obtendrán mayoría absoluta porque se va a movilizar el votante del área metropolitana de Barcelona y habrá una participación récord que dará buenos resultados a los que no defienden la independencia, ha dicho en rueda de prensa en Efe.

Ha augurado que, en caso de que Junts pel sí obtuviera la mayoría, "esta legislatura no tiene más de un año de vida" porque les será imposible gobernar, al estar compuesta por posturas que van desde la más radicalmente capitalista de Artur Mas hasta el comunismo moderno de Raül Romeva, según ha dicho.

El popular asegura que esta candidatura, que ha definido como un Arca de Noé, solo tiene un objetivo: "Tapar las vergüenzas de CiU y de Mas y ser una huida hacia delante" para declarar la independencia, por lo que les acusa de no tener ni una sola propuesta de gobierno.

Consecuencias sociales de la independencia

Respecto a posibles consecuencias sociales de la independencia, ha vaticinado un fraccionamiento de la sociedad muy importante y grave, y que "sin ningún tipo de duda habría catalanes que se marcharían en caso de independencia".

No obstante, ha puntualizado que "a la inmensa mayoría de catalanes que se siente españoles nadie les va a echar", pero que sí se ha encontrado un goteo de personas, especialmente de edad avanzada y procedentes de otros puntos de España, que le dicen que, si hay independencia, regresarían a su lugar de origen.

Albiol ve muy grave que se plantee que estas personas tengan que cambiar de nacionalidad, o que no puedan tener sus ahorros en las mismas cuentas o la misma sanidad cuando regresan al pueblo: "Me recuerda a episodios que se vivieron en los años 40 en Europa".

Un nuevo modelo de financiación

Ha vuelto a poner sobre la mesa la posibilidad de plantear una reforma del modelo de financiación "que dé más recursos económicos a Cataluña" aunque descartando una singularidad, y también para mejorar la financiación también de otras comunidades.

Y contempla que en la próxima legislatura, si hay "un clima sincero y responsable desde el punto de vista institucional", se pueda plantear una reforma del modelo de financiación; y no descarta que se acabe reformando también la Constitución para ajustarse a la nueva realidad, social, política, territorial y económica de toda España, pero ha dejado claro que para replantear la financiación no hace falta cambiar la Carta Magna.

Comentarios