martes 24/5/22

El virus del papiloma humano puede tener un tratamiento natural

Las propiedades beneficiosas de consumir regularmente un reishi de calidad no son ningún secreto para los amantes de la medicina natural
reishi

Sin embargo, llama bastante la atención el hecho de que el reishi se haya revelado como una alternativa eficaz para el tratamiento del virus del papiloma humano (VPH) y de otras infecciones víricas.

Descifrando el reishi

El reishi, cuyo nombre botánico es Ganoderma lucidum, es un hongo originario de Japón y que se da de forma natural en las zonas asiáticas, aunque también se cultiva en otras áreas del mundo que disponen de climas relativamente cálidos y húmedos.

Desde tiempos inmemoriales, este hongo ha sido un elemento básico en la medicina tradicional oriental. Sus propiedades terapéuticas, probadas por diversos estudios científicos, son una consecuencia directa de su peculiar composición bioquímica.

¿Qué sustancias terapéuticas contiene el reishi?

Este hongo se caracteriza porque contiene una alta proporción de sustancias y principios activos medicinales, utilizables tanto para usos preventivos como curativos. Los más abundantes son:

  • Triterpenoides
  • Polisacáridos activos
  • Peptidoglicanos
  • Manitol
  • Lactonas
  • Ergosterol
  • Cumarina
  • Diversos alcaloides
  • Ácidos grasos insaturados

No desgranaremos aquí todos los usos de los compuestos anteriores, pero podemos resumir diciendo que el consumo de reishi fortalece y modula el sistema inmunitario, por lo que juega un importante papel a la hora de combatir las infecciones.

Además, es una potente fuente natural de principios activos antioxidantes y anticoagulantes.

El papel del reishi en las infecciones por virus del papiloma humano (VPH)

El NCBI (Centro Nacional de Información Biotecnológica de EE. UU.), organismo dependiente del NIH (Instituto Nacional de Salud norteamericano), publicó en 2014 un estudio clínico que acredita dicha efectividad:

El estudio se realizó con 61 pacientes infectados con los serotipos 16 y 18 del VPH. De ellos, 41 fueron tratados, durante dos meses, con una combinación de reishi y otro hongo denominado Trametes versicolor. Los 20 restantes recibieron un tratamiento, también durante dos meses, con Laetiporus sulphureus.

En el grupo del reishi, el aclaramiento tras el tratamiento fue del 88 %, reduciéndose el mismo a solo el 5 % en el grupo tratado con Laetiporus sulphureus.

La conclusión es que el tratamiento con reishi del virus del papiloma humano puede ser una alternativa inocua y de coste reducido. Y la derivada de esta conclusión es que el consumo de reishi también podría ser una forma eficaz de prevenir el contagio por VPH.

Otras propiedades antivirales del reishi

Dada su intervención en el fortalecimiento del sistema inmunitario, el reishi también es eficaz para luchar contra otras infecciones víricas, como las que siguen:

  • Herpes y herpes zoster
  • Mononucleosis
  • Hepatitis B
  • Dengue

Esta actividad antivírica también está suficientemente documentada en publicaciones del NIH y del NCBI estadounidenses.

Pautas para el consumo de reishi

Como con cualquier otro alimento, la moderación es la clave. No se trata de comer reishi sin mesura, sino de realizar un consumo regular y moderado.

No obstante, su consumo tiene algunas contraindicaciones:

  • Pacientes trasplantados o con enfermedades de origen autoinmune.
  • Personas a la espera de someterse a operaciones quirúrgicas.
  • Enfermos sometidos a tratamientos anticoagulantes.
  • Personas con alergia a las esporas.
  • Personas que sufren intolerancia alimentaria a setas y hongos.

Y una cosa más: para facilitar su digestión, se recomienda no ingerir reishi en ayunas: es preferible consumirlo como segundo plato o acompañado de otros alimentos.

El virus del papiloma humano puede tener un tratamiento natural
Comentarios