martes 26/10/21

Puig ve más importante que nunca quemar las fallas para empezar a recuperarse

El presidente de la Generalitat valenciana, Ximo Puig, ha valorado "el espíritu de fraternidad y generosidad" del mundo fallero en los momentos de desgracia como el reciente temporal, y ha aseverado que "es más importante que nunca" poder quemar las fallas para iniciar el camino de la recuperación

Mascletá de Valencia. | Imagen de Archivo
Imagen de Archivo

Puig se ha manifestado en estos términos tras su visita a la falla Ferroviaria-Bailén, en pleno centro de Valencia, más conocida como La Ferroviaria, que cayó anoche a consecuencia del temporal de lluvia y viento que sufrió la ciudad y parte de la Comunidad Valenciana pero que fue levantada por los falleros y revisada por los bomberos.

El presidente ha recordado la incidencia que el temporal ha tenido en plena noche de la plantà de los monumentos falleros en Valencia y otras ciudades que celebran Fallas, y ha reivindicado que ha sido ejemplo de "la superación que representa el espíritu fallero".

A su juicio, "ese ejercicio de compañerismo, fraternidad y generosidad que representan las Fallas es más grande cuando hay más dificultad" y después del temporal, ha incidido, "ha habido una respuesta enorme".

"Venimos arrastrando muchas desgracias y este año es más importante que nunca quemar las fallas para, de alguna manera, iniciar una primavera, aunque sea en otoño, de recuperación", ha sentenciado.

Con el título de "Capacidades", la falla Ferroviaria -que este año trabaja con las asociaciones Codifiva y Arcadia- vivía una noche "terrorífica, con nervios, rabia y caos", según ha descrito una de sus presidentas, Virgina Galduf, que ha detallado que la caída del monumento les pilló "por sorpresa".

La otra presidenta, Jessica Pons, ha explicado que cuando terminaron de plantar, se disparó el castillo pirotécnico y nada más acabar "la falla volcó" al lado de los falleros, "niños y mayores", por lo que ha agradecido que "a nadie le cayera encima".

"No sabemos de dónde sacamos la fuerza para subirla. Nos pusimos y ya", han relatado poco después de enseñar la falla, que luce evidentes desperfectos, a Ximo Puig y contarle, con lágrimas en los ojos, la noche que han vivido. "Queremos hacer ver al mundo que esto somos: fuerza, compañerismo, trabajo y lucha", han sostenido. EFE

 

Comentarios