sábado 14.12.2019

Page: El PSOE debe plantear el pacto con UP más como sacrificio que como amor

El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, ha considerado este lunes que el PSOE debería haber planteado el preacuerdo con Unidas Podemos (UP) para formar un gobierno en coalición "más como un sacrificio que como un acto de amor"

Page: El PSOE debe plantear el pacto con UP más como sacrificio que como amor

En un acto informativo organizado por La Tribuna de Toledo y UFP, del Grupo Naturgy, García-Page ha analizado el preacuerdo de PSOE con Unidas Podemos y ha defendido que es normal "el derecho a modular la opinión", toda vez que en el turno de preguntas se le ha cuestionado por el cambio de criterio del secretario general del PSOE y presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, sobre un pacto con Unidas Podemos.

"El PSOE va a prestar un importante sacrificio", ha defendido el también secretario general de los socialistas castellano-manchegos, que ha admitido que cuando a él le "tocó" integrar a Podemos en el Gobierno regional a mitad de la pasada legislatura llegó a "llorar de rabia" y ha considerado que "no pasa nada por decirlo".

En esta línea, ha opinado que "es normal" que Sánchez quisiera gobernar en solitario y que convocara unas elecciones para intentarlo, pero ha añadido que tras los resultados del 10N "no queda más remedio" que el gobierno de coalición.

Sin embargo, ha opinado que "entre un corte de mangas y un abrazo hay una distancia que requiere al menos una semana".

Con todo, ha augurado que al PSOE, en su labor de gobierno, "le van a crear más problemas los independentistas que Podemos" y ha deseado que "la úlcera se la quede el gobierno y que la pueda compartir con Podemos, porque gobernar siempre son disgustos".

En cualquier caso, ha descartado que se vayan a celebrar unas terceras elecciones y ha calificado de "quimera" que se alcance un pacto de gran coalición entre PSOE y PP, como ocurre en otros países como Alemania.

Si bien ha abogado por alcanzar "grandes acuerdos de Estado", ha señalado que "los acuerdos hay que alcanzarlos con el contrario" y ha opinado que si las dos grandes fuerzas se mezclan "dejan de ser útiles para el país".

En este sentido, ha señalado que la alternativa al PSOE debe ser el PP, pero ha indicado que si se forma una gran coalición, los dos grandes partidos dejan de ser alternativa uno del otro, si bien ha insistido en que es "urgente y necesario" cerrar acuerdos de Estado con el PP.

El presidente castellano-manchego ha abogado por dar un plazo de un año y medio al futuro gobierno y, entonces, "si las cosas no van bien", contemplar otros escenarios.

Sin embargo, ha descartado dar un paso adelante en el PSOE a nivel nacional, aunque ha advertido que entre dar el paso y esconderse y no manifestar su opinión "hay un abismo".

"No tengo ninguna aspiración y me molesta que la gente lo utilice para hacer daño a mi partido", ha afirmado García-Page, que ha insistido en "explicarse, porque es lo que necesitan los españoles". 

Comentarios