lunes 8/3/21

Vox hablará con Villarejo en la cárcel si no va a la comisión Kitchen

La portavoz y secretaria de Vox en el Congreso, Macarena Olona, ha anunciado este jueves que el excomisario José Manuel Villarejo ha aceptado hablar con ellos en la prisión y contestar a sus preguntas si, finalmente, es rechazada su comparecencia en la comisión de investigación sobre Kitchen

Macarena Olona
Macarena Olona

En rueda de prensa celebrada en el Congreso, Olona ha señalado que si persiste "el veto" del PSOE y Unidas Podemos a su presencia en esa comisión, ellos le harán las preguntas en el centro penitenciario y las harán llegar a la comisión.

Ha precisado que todas sus actuaciones en la cárcel "estarán regidas por la absoluta transparencia, luz y taquígrafos", que deben a los españoles y "que se les ha negado" en este asunto.

La portavoz de Vox ha dicho que si esta tarde en las votaciones sobre los comparecientes a la comisión es incluido Villarejo la visita a la cárcel ya no será necesaria, por lo que ha aconsejado a PSOE y a Unidas Podemos que "reconsideren su postura" sobre la presencia del excomisario.

Ha explicado que este miércoles se dirigieron al abogado del excomisario para comunicarle su petición de encuentro y que Villarejo había aceptado ser grabado y responder a las preguntas que Vox le hubiera formulado en la comisión.

"Con esta actuación -ha continuado- damos un paso al frente y de nuevo reventamos el consenso progre y decimos, alto y claro, jaque".

Van a presentar una solicitud formal con la petición de esa visita a la presidenta de la Comisión de Interior, Ana Botella, y aportarán su resultado "a través de la prueba documental en el seno de la comisión, aunque aún no han trasladado su petición a Instituciones Penitenciarias "por si hay un cambio de actitud" por parte del PSOE y Podemos.

Olona ha dejado claro que en esas votaciones solo apoyarán sus peticiones de comparecencia porque la de Podemos "es infinita", la del PP no incluye a Villarejo, ni al exministro del InteriorJorge Fernández Díaz y las de los otros grupos "no salen ni con nuestro apoyo".

Ha subrayado que escuchar a Villarejo no supone que le den "veracidad a su testimonio", pero que en esta investigación es "esencial" que la preste.

Ha recordado que Vox no apoya esta comisión de investigación, por la que se han pospuesto otras "más útiles" en el Congreso, como la de la gestión de la pandemia, por interés del PSOE, Podemos y "los que odian a España" en "castigar en el hígado al PP" y nada "tiene que ver con la regeneración y la transparencia ni la Constitución".

Ha criticado que se desarrolle en paralelo con la investigación judicial, pues "si se comete algún desliz en la comisión, podrá ser utilizado por los enjuiciados para pedir la nulidad", lo que es "un riesgo inasumible, pero la mayoría parlamentaria ha impuesto el escenario".

La posición de Vox, ha continuado, es de "transparencia, asepsia y rigor" y con el objetivo de ser "el escudo de las instituciones del Estado, singularmente, de las Fuerzas de Seguridad", si lo que se pretende es "hacer un 'casus belli' para denigrarlas, vejarlas y considerar que acciones puntuales son una practica generalizada".

Se ha referido a su petición "rigurosa" de comparecientes, "solo los imputados en la causa judicial" y ha insistido en su extrañeza de que Podemos secunde al PSOE en la exclusión de Villarejo, para "blanquear los trapos sucios de los socialistas".

A su juicio, lo que ambas formaciones pretenden es lograr "una voladura controlada, que la investigación no llegue hasta el final, para que no aflore lo que pueda perjudicar al PSOE y Podemos".

Comentarios