jueves 18.07.2019

La Guardia Civil insiste en situar a Pi i Sunyer como "artífice" del "procés"

La Guardia Civil sitúa al expresidente del Consejo Asesor para la Transición Nacional (CATN) Carles Viver i Pi Sunyer como el "autor intelectual" del "procés" y el "artífice" del diseño de la desconexión, en un nuevo informe remitido a la juez después de que lo exculpara en la causa sobre el 1-O

Carles Viver i Pi Sunyer
Carles Viver i Pi Sunyer

Así lo advierte la Guardia Civil en un informe enviado el pasado 18 de junio a la titular del juzgado de instrucción número 13 de Barcelona, que en abril pasado acordó no procesar al 'arquitecto jurídico' del "procés" en la causa abierta contra una treintena de personas, entre ellos varios exaltos cargos del Govern, por los preparativos del referéndum.

En su informe, el instituto armado avisa a la juez de que Viver i Pi Sunyer "no sólo se limitó a ser el autor intelectual de la estrategia de secesión, sino que estaba decidido a participar en ella", aunque buscó vías para eludir su responsabilidad penal porque era "perfecto conocedor" de que "estallaría" un conflicto con el marco político y jurídico del Estado.

De hecho, resalta que, para rehuir cualquier responsabilidad penal, Viver i Pi Sunyer estaba "obstinado" en "trasladar su responsabilidad como ideólogo e, incluso, promotor del proceso de secesión a los representantes políticos", que serían los que, con sus votaciones, aprobaciones y actos ejecutivos, implementarían las normas jurídicas en las que él estaba trabajando.

Según la Guardia Civil, Carles Viver actuó "de asesor, de ideólogo, de redactor, de coordinador y de supervisor de las normas legales para hacer efectiva la república", que tuvieron su máxima expresión en la aprobación de la Ley del Referéndum y la de Transitoriedad Jurídica en el pleno del Parlament del 6 se septiembre de 2017.

Pese a que la juez acordó en abril pasado no procesar a Viver i Pi Sunyer -que era uno de los investigados en su causa-, la Guardia Civil insiste en que en su cargo de presidente del CATN y como comisionado "no desistió de sus tareas" y "continuó su labor" disponiendo de un sueldo público "aún sabiendo" que las normas que impulsó "violentarían el ordenamiento constitucional".

Según el informe remitido a la juez, Viver i Pi Sunyer no se limitó a ser el "autor intelectual de la estrategia de secesión" sino que estaba decidido a participar en ella.

El instituto armado recuerda que Viver i Pi Sunyer se integró en las listas de JxS (Junts pel Sí) en las elecciones autonómicas del 27 de septiembre de 2015, de lo que deduce "que no sólo tenía asignada una función de asesoramiento, sino que, además, tenía como finalidad el desarrollo y la hoja de ruta para la creación de un estado catalán independiente".

En concreto, según la Guardia Civil, Carles Viver "participó, lideró, dirigió y coordinó" las medidas o actividades relativas a la creación del ordenamiento jurídico e institucional del nuevo estado, la creación de la nueva administración y la actuación del mismo en cada uno de los sectores de su actividad.

"Por todo ello, se podría concluir que el artífice del diseño de las medidas orientadas a la desconexión territorial, y por ende, a la construcción de Cataluña como un estado independiente, fue el comisionado Carles Viver i Pi Sunyer", resalta el informe.

Según la Guardia Civil, la misión de Viver i Pi Sunyer era desarrollar un marco jurídico paralelo a la legalidad vigente "con el que dar cobertura al desafío secesionista y la ruptura con el Estado".

También apunta que Viver i Pi Sunyer participó "activamente" en el "desarrollo ideológico" del 1-O, si bien personalmente no era partidario de su celebración, ya que lo consideraba un "nuevo 9N", una reedición de la consulta que impulsó el 9 de noviembre de 2014 el entonces presidente catalán Artur Mas.

Según la Guardia Civil, Carles Viver era consciente de que el 1-O "posiblemente sería declarado inconstitucional y que, además, plantearía serios problemas para poder ser celebrado".

De hecho, el instituto armado subraya que Viver i Pi Sunyer consideraba que tras la victoria de JxS en las elecciones del 27S, que definió como "plebiscitarias", ya tenían la "legitimidad" necesaria para poder declarar la independencia.

También resalta que era "perfecto conocedor" de que el gobierno catalán tenía preparadas entre el 50 y el 60 % de las denominadas estructuras de estado y el 80 % de las disposiciones legislativas listas para ser aplicadas, aunque las mantenían ocultas "por motivos políticos".

"Carles Viver mostró su convencimiento en que el 'procés' no se podía detener, que el independentismo tenía legitimidad para avanzar en la construcción del estado propio", concluye la Guardia Civil. 

Comentarios