miércoles 20.11.2019

El decreto de vivienda, pendiente del voto del PNV para aprobarse

El decreto ley sobre medidas urgentes en materia de vivienda, el cuarto de los seis a debate para su convalidación este miércoles por la Diputación Permanente del Congreso, ha quedado pendiente de la decisión del PNV, que no ha desvelado el sentido de su voto, que sería el del desempate

El decreto de vivienda, pendiente del voto del PNV para aprobarse

La votación tendrá lugar al término de los seis debates y los portavoces de los grupos han ido desgranando en sus intervenciones si se pronunciarán a favor o en contra, salvo el diputado del PNV Mikel Legarda, sin cuyo voto a favor no saldría adelante el decreto-ley de vivienda.

Fuentes del PNV han indicado que no desvelarán hasta el último momento el sentido de su voto.

Si persistiera un empate tras tres votaciones esta tarde (en caso de ausencias o abstenciones), el decreto-ley decaería.

El pasado 22 de enero el Pleno del Congreso ya tumbó un anterior decreto-ley con medidas urgentes sobre vivienda, que fue aprobado en diciembre y estuvo en vigor cinco semanas.

El ministro de Fomento, José Luis Ábalos, ha defendido esta tarde ante la Diputación Permanente la necesidad y la urgencia de este nuevo decreto, debido a que ofrece "mayor seguridad y certidumbre al inquilino".

Entre otras medidas, recoge un aumento de la prórroga obligatoria de los contratos de arrendamiento hasta los cinco años -como regía hasta la modificación legal de 2013- (o siete años si el arrendador es persona jurídica), así como un incremento de uno a dos meses del plazo de preaviso y una ampliación de la prórroga tácita de uno a tres años.

Ábalos también ha destacado que el decreto obliga a crear en el plazo de ocho meses un índice estatal de referencia del precio del alquiler de vivienda.

Eloy Suárez (PP) ha anunciado su oposición a este decreto "ni extraordinario ni urgente" y lo ha considerado "un engaño electoral más del Partido Socialista".

Si se aprueba, ha vaticinado Suárez, "va a provocar restricción en la oferta" de viviendas en el mercado de alquiler, algo en lo que ha coincidido con Juan Carlos Girauta (Ciudadanos), quien augura que el Gobierno "va a conseguir lo contrario de lo que se propone".

Por Unidos Podemos, Rafael Mayoral ha indicado que votarán a favor de este decreto, tras oponerse al anterior en enero, porque contiene medidas para respetar a los inquilinos con contrato en vigor, aunque echa en falta "más mano dura contra los buitres", en referencia a los grandes tenedores de viviendas en alquiler.

Apoyará también el decreto ERC, tras oponerse al anterior, según lo que ha avanzado en el debate Joan Tardà, quien ha indicado que intentará que se tramite como proyecto de ley.

Carles Campuzano (PDeCat) y Marian Beitialarrangoitia (Bildu) han anunciado también el voto a favor, aunque han incluido críticas al contenido.

Críticas que ha compartido Legarda, quien hubiera preferido más diferencias en las medidas para los arrendadores con solo una vivienda en alquiler frente a quienes arriendan varias, pero sin indicar si le harán o no votar en contra. 

Comentarios