domingo 11/4/21

Estrella Digital

Cataluña da por superado el pico de la epidemia y plantea dejar salir a niños

El Govern da por superado en Cataluña el pico de la epidemia de COVID-19 y propondrá mañana en la reunión del comité del plan de emergencias de Protección Civil (Procicat) que en unos días se deje salir a los niños a la calle "con mascarilla", de forma "limitada" y por franjas horarias

ropa infantil niños

Las salidas limitadas de los menores que, según Salud, podrían empezar dentro de "unos 10 días", tendrán como condicionante que vayan acompañados de su familia, que lleven mascarilla, que mantengan las distancias de seguridad con otras personas y sean de un máximo de una hora.

Pese a que las últimas cifras oficiales de contagios y muertes en Cataluña -donde ya han fallecido 7.576 personas por coronavirus, 4.056 de ellas en hospitales con confirmación positiva- han crecido con respecto a días anteriores, Vergés ha asegurado que el pico de contagios de la COVID-19 se superó el pasado día 8 y el día 11 se alcanzó el máximo de personas hospitalizadas.

Vergés ha destacado que este viernes los enfermos de COVID-19 utilizan "sólo" el 75 % de las camas disponibles en las UCI de los hospitales catalanes, un total de 1.259.

"La evolución es lenta y el número de casos sigue elevado, por lo que un riesgo de rebrote es relevante", ha puntualizado Vergés antes de anunciar que propondrán dejar salir a la calle por un tiempo controlado dentro de unos días a los niños menores de 12 años.

Esta medida es reclamada desde hace unos días por expertos en infancia y psicólogos, y el Gobierno español ha encargado un informe sobre este tema a la Asociación Nacional de Pediatría.

La salida de los menores a la calle, aunque sea poco rato y acompañados de adultos, dará inicio a la etapa del desconfinamiento, cuyo plan final se hará en varias fases y aún se ha de concretar, ha precisado la consellera, que ha insistido en el peligro de un rebrote.

Por otra parte, Vergés ha anunciado que a partir del próximo lunes, día 20, dispensarán en las más de 3.000 farmacias catalanas las mascarillas que compró la Generalitat para los ciudadanos, que podrán obtenerlas presentando su tarjeta sanitaria.

Vergés ha pedido que "no se haga una recogida masiva" de mascarillas el lunes porque hay muchas unidades y la prioridad es que las consigan antes las personas que deben ir a trabajar.

Aunque la Generalitat ve superado el pico de la epidemia, la situación de muchas residencias de mayores sigue siendo crítica, con más de 2.105 fallecidos en los geriátricos, donde hay 5.616 ancianos confirmados positivos de coronavirus y otros 7.146 sospechosos.

En Cataluña han diagnosticado un total de 39.736 casos positivos de SARS-CoV-2 confirmados, mientras que Salud tiene constancia de otros 59.195 casos posibles de infección, personas con síntomas y que un médico clasifica como un posible caso.

Entre las noticias positivas de la jornada destaca el aumento de altas hospitalarias, que suman ya más de 19.000, y que el Hospital de Sant Pau de Barcelona creará un biobanco de muestras de pacientes seropositivos de COVID-19 para investigar este coronavirus.

Sin embargo, el director del Instituto de Investigación Josep Carreras, Manel Esteller, ha advertido que es importante investigar el coronavirus pero que a la vez "hay que pensar en el próximo virus, de aquí a 4 o 5 años".

La Sociedad de Salud Pública de Cataluña y Baleares (SSPCiB) ha alertado de que la pandemia de COVID-19 está trascendiendo el ámbito sanitario y teniendo un "enorme" impacto social en las clases más desfavorecidas.

Según esta sociedad médica, datos poblacionales de casos y mortalidad evidencian que, más allá de las personas mayores, hay trabajadores precarios, con pocas opciones de teletrabajo y medidas de distanciamiento, personas migradas, las que tienen dificultades para acceder a servicios de atención a la salud y las que viven en infraviviendas, que están sufriendo más la epidemia.

En la misma línea, la Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH) ha pedido que las familias que viven en pensiones que sean realojadas durante el confinamiento en viviendas adecuadas con cocina, "espacio vital" para los niños y con los suministros básicos de agua, luz y gas garantizados.

Hoy el Ayuntamiento de Barcelona, que ha celebrado un pleno extraordinario monográfico sobre la repercusión en la ciudad de la epidemia, ha colgado del balcón de su fachada principal una pancarta con un arcoiris y el lema "Ens en sortirem" (Lo conseguiremos) para mantener los ánimos ante esta pandemia.

Comentarios