REPRODUCCIÓN ASISTIDA

La clínica IVI continúa su expansión en toda España

El grupo IVI trata de trabajar con la finalidad de que las parejas cumplan su sueño de ser padres, con las técnicas adecuadas y con los menores riesgos posibles

Mujer embarazada. | Foto de archivo.
Mujer embarazada. | Foto de archivo.

El Instituto Valenciano de Infertilidad llegó en el año 1990 como la primera institución médica en España que se dedica, de forma íntegra, a la reproducción asistida. A día de hoy, el grupo se ha consolidado como un referente a nivel mundial, tanto para la comunidad científica, como para las parejas que no pueden tener hijos de una forma natural. Cuentan con 23 clínicas que están repartidas por diferentes puntos de España, Argentina, Brasil, Chile, México, Panamá y Portugal, y, en España no dejan de expandirse y abrir nuevas clínicas.

De hecho, en abril de 2016, se lanzó la nueva clínica IVI ciudad de Mallorca, de modo que, con la llegada de IVI Mallorca, se ha dado un nuevo paso en Baleares de la mano de las clínicas del Instituto Balear de Infertilidad, IBILAB, que es el centro de referencia en Baleares desde hace 20 años, y que han ayudado a más de 4.000 bebés a nacer. Llega así este nuevo proyecto en conjunto, que combina la experiencia y la innovación para poner a disposición de las parejas que no pueden tener hijos y residen en el archipiélago, las últimas tecnologías para dirigirles hacia la paternidad.

Hasta ahora, los pacientes de las Islas Baleares acudían a las clínicas de reproducción asistida situadas, sobre todo, en Valencia y Barcelona, de forma que, en los últimos 25 años, se sometieron a casi 2.000 tratamientos de este tipo. Ahora, las parejas del archipiélago Balear ya pueden ser atendidos en las modernas actualizaciones de IVI Mallorca, así como en las sedes ubicadas en Ibiza, Menorca y Manacor, donde el grupo IVI ya cuenta con su presencia. IVI Mallorca contará con ginecólogos prestigiosos y expertos en tratamientos de fertilidad, como el Dr. Javier Marqueta y la Dra. Margarita Torres, co-fundadores de IBILAB, que, en apoyo por un gran equipo de especialistas, estarán al frente del nuevo proyecto, que prevé hacer más de 1.000 ciclos al año.

Por otra parte, en el mes de mayo de 2016 también abrió sus puertas la clínica de IVI Albacete, con el objetivo de acercar la medicina reproductiva y sus innovadoras técnicas a las familias manchegas que lo necesiten. De esta forma, esta clínica llega con motivo de atender la gran demanda creciente de tratamientos de reproducción asistida que llega por parte de pacientes manchegos, como son la inseminación artificial, la fecundación in vitro, o la preservación de la fertilidad, entre otros. De hecho, durante los últimos 10 años, el grupo IVI ha realizado más de 8.700 tratamientos a pacientes provenientes de esta comunidad autónoma, muchos de ellos llevados a cabo en las clínicas IVI de Madrid y de Valencia.

El grupo IVI trata de trabajar con la finalidad de que las parejas cumplan su sueño de ser padres, con las técnicas adecuadas y con los menores riesgos posibles. Por eso, destacan por contar con tratar cada caso de forma personalizada donde la atención al cliente es muy importante. De hecho, en todas sus clínicas cuentan con el servicio de psicología para los pacientes.

Estamos así ante uno de los grupos más premiados a nivel mundial debido a sus avances y publicaciones científicas. Hay que destacar, que IVI ha sido pionero en diferentes técnicas de reproducción que han permitido, incluso el nacimiento de bebés libres de enfermedades hereditarias portadas por sus padres. En este sentido, la clínica IVI Bilbao ha conseguido el nacimiento del primer bebé del País Vasco que es fruto de la preservación de la fertilidad por cáncer de mama.

En este caso, la madre del bebé acudió a la clínica IVI Bilbao en el año 2012, donde, después de ser diagnosticada de cáncer de mama, se decidió a vitrificar sus ovocitos antes de someterse al tratamiento de quimioterapia, ya que éste podría dañar permanentemente la capacidad reproductiva. Así, después de recibir el alta médica, en el año 2014, acudió a IVI Bilbao para hacer un tratamiento de fecundación in vitro con los óvulos preservados anteriormente. Así llegó, nueve meses después, el bebé, siendo el primero del Plan de Preservación de la Fertilidad en el centro.

Hay que tener en cuenta, que, la infertilidad es un problema cada vez mayor en nuestra sociedad por diferentes motivos, y el acceso tardío a la maternidad es uno de los factores más influyentes en esta realidad. La demanda de este tipo de tratamientos en España cada vez es mayor por este factor. De hecho, durante los últimos 5 años, la media de las pacientes españolas se ha desplazado un año, siendo en 2015 38,4 años de media. En concreto, para el tratamiento de donación de óvulos, la cifra llega a los 41 años de edad.

Las clínicas IVI siguen así creciendo y expandiéndose por todo el país, contando con un equipo humano que ya tiene más de 1.000 profesionales y con la mejor tecnología. De esta forma, estas clínicas son la mejor opción para todas aquellas parejas que, por algún motivo en concreto, están incapacitadas para concebir de forma natural. Hay que recordar que las clínicas IVI ya han ayudado a nacer a más de 55.000 niños repartidos en todo el mundo, continuando así su expansión, no solo en España, sino en otros países de Europa y América.

En las diferentes clínicas del grupo IVI, se realizan tratamientos como la inseminación artificial, la fecundación in vitro, la donación de ovocitos, la inyección intracitoplasmática de espermatozoides, el diagnóstico preimplantatorio y vitrificación de ovocitos, entre otros. Además, se trata uno de los centros de reproducción asistida que cuenta con las mejores tasas de embarazo, ya que, 9 de cada 10 parejas que acuden a IVI por problemas de infertilidad, consiguen ser padres.