"IMPORTANTE DETENCIÓN"

Detenido un joven de 18 años por su relación con el atentado de Londres

Scotland Yard trabaja con la hipótesis de que varias personas estuviera involucradas en la explosión de un artefacto en la estación londinense de Green Parsons

Estación de metro de Green Parsons, Londres.
Estación de metro de Green Parsons, Londres.
Detenido un joven de 18 años por su relación con el atentado de Londres

La policía británica ha detenido este sábado a un joven de 18 años que podría estar relacionado con el atentado en el metro de Londres de este viernes que dejó 29 heridos. La detención se ha producido en el puerto de Dover, en el Canal de la Mancha. Las autoridades locales han calificado este hecho como "una importante detención".

El coordinador nacional de la policía antiterrorista, Nel Basu, ha celebrado la detención de un joven de 18 años por su relación con la explosión de un artefacto en la estación de metro de Green Parsosn. Fuentes policiales han asegurado en un comunicado que "la investigación continúa y que el nivel de alerta se mantiene en crítico". Scotland Yard ha confirmado a la BBC que trabajan con la hipótesis de que varias personas estuvieran involucradas en el atentado. 

En este sentido, las autoridades británicas han pedido a los ciudadanos que envíen cualquier imagen o vídeo que pueda aportar información sobre lo ocurrido. 

Reino Unido ha elevado el nivel terrorista a "crítico" y se encuentra en el nivel más alto en cuanto a la alerta antiterrorista. Como consecuencia de esto, miles de agentes de policía se encuentran vigilando estos días las calles de la capital británica y se prevé la movilización de soldados en edificios públicos, estaciones y lugares concurridos en la capital del país. La decisión de elevar el nivel de alerta fue tomada ayer viernes por el Centro de Análisis Conjunto de Terrorismo. 

Este nivel de alerta no se vivía en Reino Unido desde que el pasado 22 de mayo un terrorista explotara una bomba suicida en el concierto de Ariana Grande celebrado en Manchester, donde murieron 29 personas, la mayoría de ellos, niños.