ANTE INGRESOS DE TRILLO Y PUJALTE

PP propone facilitar y el PSOE endurecer el trabajo privado de los diputados

Primeras reacciones a la información confirmada de que Trillo y Pujalte cobraron más de 400.000 euros de un constructor siendo diputados, todas críticas excepto del PP, que defiende facilitar aún más a los parlamentarios segundas ocupaciones

PP propone facilitar y el PSOE endurecer el trabajo privado de los diputados

El portavoz del Grupo Popular en el Congreso, Rafael Hernando, se ha mostrado partidario de establecer un régimen de compatibilidades "más flexible" para que los diputados puedan compaginar su actividad parlamentaria con otras actividades privadas. Tras asegurar que el Parlamento español tiene un régimen de transparencia "bastante alto", ha dicho que es "bueno" que la gente dé el paso a la política sin pensar que eso implica renunciar a su profesión "para siempre".

"Creo que hay que aumentar las compatibilidades de los diputados, establecer un régimen más flexible que el actual y que permita precisamente compatibilizar esta actividad con otras actividades privadas", ha manifestado Hernando en los pasillos de la Cámara.

El dirigente del PP ha lanzado esta propuesta al ser preguntado por las informaciones que señalan que el exministro y actual embajador en Londres, Federico Trillo, y el portavoz de Economía en el Congreso, Vicente Martínez-Pujalte, cobraron de una constructora especializada en obra pública por trabajos de asesoría mientras eran diputados.

Ambos han asegurado que declaran todos los ingresos de sus despachos (Trillo habría recibido 354.560 euros en casi tres años y Pujalte unos 75.000 en poco más de un año) tanto al Congreso como a Hacienda y que no han recibido ninguna comunicación ni de la Agencia Tributaria ni de la Fiscalía Anticorrupción.

Ha insistido Hernando en que le parece "compatible" ser diputado con otras actividades privadas "siempre" que no se incurra en actividades delictivas como puede ser el tráfico de influencias, cohecho o prevaricación.

"Salvadas esas circunstancias, me parece que igual que uno puede estar de diputado y ser secretario general de un partido, o ser presidente de un partido, pues también se puede ser asesor. Siempre, insisto, respetando las normas que impone la Cámara que ya son de las más restrictivas del mundo", ha manifestado.

Rafael Hernando ha insistido en defender ese régimen más flexible de compatibilidades para las personas que llegan a la política "no tengan que renunciar a su vida anterior o futura por el hecho de ser diputados".

El PSOE insiste en endurecer el régimen de incompatibilidades

El secretario de Organización del PSOE, César Luena, ha recordado este jueves que su formación es partidaria de endurece el régimen de incompatibilidades de los diputados y ha subrayado que las noticias relativas a los cobros por actividades extraparlamentarias percibidos por el diputado del PP, Vicente Martínez Pujalte, y el expresidente del Congreso y ahora embajador en Londres, Federico Trillo, demuestran que "desde que los intereses públicos y privados se confunden en el PP desde hace tiempo".

El propio Grupo Socialista ha optado por obligar a sus miembros a reducir sus actividades extraparlamentarias a las que tienen que ver con la función política o la docencia, impidiendo a sus diputados cobrar por ellas.

IU-ICV carga contra quienes "aprovechan sus cargos en beneficio propio"

En declaraciones en los pasillos de la Cámara, el portavoz de Iniciativa per Catalunya Verds (ICV) en el Congreso, Joan Coscubiela, ha admitido que las informaciones relativas a Trillo y Martínez Pujalte "son todo menos una sorpresa".

"Es bastante evidente que, desgraciadamente, hay gente que aprovecha su cargo institucional en beneficio propio, y eso quiere decir que hay que incrementar más las incompatibilidades y acabar con el concubinato entre el poder económico y el poder político", ha enfatizado Coscubiela.

De su lado, el candidato de IU a la Presidencia del Gobierno, Alberto Garzón, también ha abogado por incrementar el régimen de incompabilidades para "desincentivar" las actividades paralelas de los cargos institucionales.

A su juicio, los casos de Trillo y Pujalte "ponen de relieve que en la corrupción siempre hay dos partes: el corrupto que recibe el sobre y el corruptor que lo entrega".