RECTA FINAL PRIMARIAS PSOE

José Cepeda: “Hay mucho voto oculto a Susana Díaz”

El equipo de Susana Díaz vive con optimismo declarado los últimos días de campaña, que la candidata cerrará este sábado en su Sevilla natal. Su candidatura no contempla otro escenario que no sea vencer en la contienda electoral e insiste en la idea de integración y unidad que defiende la presidenta andaluza

José Cepeda, durante una entrevista con Estrella Digital en el Hemiciclo del Senado. | Paula Pérez Cava
José Cepeda, durante una entrevista con Estrella Digital en el Hemiciclo del Senado. | Paula Pérez Cava
José Cepeda: “Hay mucho voto oculto a Susana Díaz”

No quiere hacer ‘porras’ con los resultados del próximo 21 de mayo, pero está convencido de que su candidata ganará en la contienda electoral. José Cepeda, miembro del equipo de Susana Díaz, habla con optimismo del desarrollo de la campaña, especialmente en su tramo final, con el debate y la presentación del programa como puntos fuertes para aclarar posiciones. “En el debate estaba tranquila y sosegada y aprovechó para desmontar las falacias de otras candidaturas”, defiende el senador y diputado regional madrileño que ha acompañado a Díaz en los actos de campaña en Madrid.

“Susana ha construido un discurso, lenguaje, dialéctica con mayor responsabilidad que otros, que se han visto obligados a hacer un discurso más agresivo”, defiende este partidario de la presidenta andaluza. “Ha conseguido una campaña constructiva, en positivo y mirando al futuro que es de lo que se trata”, sentencia. A dos días de las votaciones internas, José Cepeda habla con Estrella Digital.

¿Cómo se está viviendo el final de campaña en la candidatura de Susana Díaz?

Soy muy optimista. Creo que la campaña de Susana ha ido cada día a más y que la confianza y el apoyo de los militantes se está palpando día a día en cada acto. Es verdad que se partió de una posición previa en la que ella ha batido todo tipo de records en avales, con más de 6.000 de ventaja a la siguiente candidatura -de hecho, me llama la atención que no se ponga en valor el hecho de que nadie había conseguido tantos avales como ella en unas primarias-.

Desde muchos foros se apunta a que Pedro Sánchez ganará en las urnas.

No contemplo ese escenario y trabajo convencido de que Susana Díaz resultará vencedora. Ocurre que desde otras candidaturas se alimentan las palabras gruesas, mucha descalificación… y la gente que apoya a Susana no adopta esa actitud. Un compañero me comentaba que cree que hay mucho voto oculto a favor de Susana Díaz y es cierto que los que la apoyan no están haciendo gala de ningún radicalismo ni en redes sociales ni en ningún otro sitio. Simplemente, desde la máxima tranquilidad, irán a votar sin enfrentarse a nadie. Muchos compañeros se han envalentonado con esto, pero creo que hay otros muchos que simplemente quieren construir un partido socialista potente y que sea la referencia en España.

¿Y todos ellos están con Susana?

Hay muchos militantes dentro del PSOE que tienen claro que la única opción para impulsar un proyecto de futuro del PSOE pasa por Susana Díaz. Por muchas razones: ha sabido cohesionar entorno a ella a gente muy diversa y muy plural, pero sobre todo porque el proyecto que ella representa es el del PSOE que más éxitos electorales ha dado a lo largo de su historia.

¿Cómo definiría ese proyecto?

Cuando hablamos del proyecto de Susana Díaz, hablamos de un proyecto socialista grande, que ocupa la izquierda grande y amplia que siempre ha ocupado el PSOE y que está plagado de éxitos electorales. Y, por supuesto, un proyecto autónomo, que no necesita de otras fuerzas políticas para ganar y, sobre todo, que aspira a ser de nuevo la referencia de la mayoría de la sociedad española. Nosotros pensamos que no hacen falta giros a la izquierda; el PSOE tiene que girar hacia la realidad, que ha cambiado para muchas personas.

¿Creen que puede pasarles como a los partidos socialistas europeos?

Estamos viendo que cuando el partido socialista ha dejado vacío su hueco, su amplio espacio y se ha ido arrinconando hacia la izquierda para competir con otros proyectos que son absolutamente mágicos -que prometen el cielo para abandonar pisar la tierra y los problemas de los ciudadanos- es cuando el partido socialista se hace pequeñito, como ha sucedido en Francia. Susana representa lo contrario: no hacer fuegos de artificio con alguna seducción populista sino volver a reivindicar el partido socialista de toda la vida, el que gana elecciones y el que se preocupa de verdad por la vida de la gente.

Susana reivindica el partido socialista de toda la vida, el que gana elecciones y el que se preocupa de verdad por la vida de la gente

Precisamente, uno de los aspectos que se critica de la difusión de su programa es que parecen más propuestas de Gobierno que de secretaria general.

Es que la aspiración del PSOE tiene que ser la de cambiar la sociedad y en un proceso de primarias no solo se tiene que hablar de nombres propios, sino de ideas. Me llama mucho la atención que algunas candidaturas se dediquen a hablar de nombres. Aquí de lo que se trata es de poner, primero, el gran proyecto socialista que desarrollar y poner ideas potentes que vuelvan a ilusionarnos de nuevo, más allá de hablar del pasado y de vendetas. Y para ilusionar a la sociedad española, hay que ilusionar a nuestros militantes.

Pero, por ejemplo, el crédito gratuito de 24.000 euros suena a programa electoral para unas generales.

No es una propuesta electoral, sino una reivindicación. Con esto, Susana lo que ha hecho es convertir a las primarias en un espacio de oportunidad donde aportar ideas para mejorar la vida de la gente, más allá de mirarnos al ombligo. La propuesta de Susana para blindar que personas con capacidad y talento -da igual cuál sea su renta- puedan acceder a la universidad y que eso no dependa de nadie más que de cada una de esas personas y que sean las administraciones quienes aseguren esa posibilidad. De eso se trata, de que el PSOE y sus propuestas sean útiles a la vida de las personas. Por eso, se agradecería que las ideas de los candidatos fueran ideas para gobernar y cambiar a mejor la vida de las personas, que es el fin último del Partido Socialista, para eso estamos aquí.

¿Qué cree que pasará con los votos de Patxi López? ¿Habrá un trasvase a otra candidatura?

Hay algo que nosotros venimos pidiendo desde el principio de la campaña que es el respeto a todas las candidaturas. Todos somos compañeros y es lo mínimo que debemos tener. Intentar hacer OPAS hostiles desde otras candidaturas, en este caso a la de Patxi, a mí me ha sonado a falta de respeto, pensando que los militantes son manipulables, personas sin mucho criterio y para mí no hay nada más valioso que el criterio de un militante socialista. Por eso hay que respetar sus opciones. Yo estoy a tope con la candidatura de Susana pero respeto profundamente a los compañeros que apuestan por Patxi López que, por otro lado, es uno compañero a quien tengo un cariño especial, como a Pedro o como a cualquiera.

¿Habrá integración si gana Susana?

Para que eso sea posible tiene que haber dos factores que se combinen. El primero, que quien haya perdido las primarias lo sepa asumir con lealtad al conjunto de la organización (no como durante la campaña. He visto mucho juego sucio, que se ha basado en los ataques personales más que en propuestas). El segundo factor es actuar con generosidad y esto se lo escucho a Susana todos los días. Vamos a tener que intentar construir entre todos el resto del partido.

¿Se atreve a hacer una estimación de cómo serán los resultados?

No me gusta hacer ‘porras’. Hay que ser respetuosos con los demás y dejar que la última decisión la tomen los militantes. Nosotros, lo que tenemos que hacer es respetarla y, eso sí, intentar incentivar que haya el mayor número de votantes el domingo. Tenemos que intentar que este esfuerzo democrático que hace nuestro partido salga bien y que, más allá del día 21, trabajar todos juntos en la ponencia marco del partido y el debate de las ideas. El debate de las ideas que tendrá lugar el 17 y 18 de junio es lo más importante. Por eso, hay que votar con responsabilidad el día 21, pero, sobre todo, vamos a trabajar hasta el 17 y 18 de junio la ponencia que vertebrará el proyecto político y las ideas que vamos a dirigir a la sociedad española.