PRIMARIAS EN MAYO

Fernández reclama "lealtad" a los críticos y "respeto" a los candidatos

El presidente de la gestora del PSOE ha situado en el mes de mayo las primarias para elegir al secretario general, en una intervención ante el Comité Federal en la que ha reclamado a los candidatos que se presenten que actúen "con respeto entre ellos, a los procedimientos y al partido"

Javier Fernández.
Javier Fernández.
Fernández reclama "lealtad" a los críticos y "respeto" a los candidatos

El presidente de la gestora del PSOE, Javier Fernández, ha situado en el mes de mayo las primarias para elegir al secretario general, en una intervención ante el Comité Federal en la que ha reclamado a los candidatos que se presenten que actúen "con respeto entre ellos, a los procedimientos y al partido".

Fernández, que ha incidido en que ese respeto es lo que deben trasmitir todos los socialistas a la gente, ha garantizado que el proceso de las primarias será "abierto" y "transparente" y "participativo". También ha defendido hoy su gestión al frente del partido y ha exigido "lealtad" a los críticos, a quienes ha pedido que asuman las decisiones democráticas que tomen sus órganos de representación.

En su balance al frente de la dirección socialista, Fernández ha recalcado que "nadie representa él solo a la parte sana del partido" y ha defendido que cuando la lealtad a uno mismo, a tu partido, tus votantes o tu país entran en conflicto, siempre hay que poner a país por encima de todo lo demás. "La lealtad empieza por uno mismo y yo la tuve cuando puse al partido rumbo a la abstención", porque "era la menos mala de las opciones", ha reiterado.

Y, aunque ha dicho que no estaba "en queja", porque tiene "prohibida la irritación por prescripción facultativa", ha lamentado que hubo quien prefirió crear una atmósfera agresiva contra la gestora en las redes sociales.

Ha asumido que "el liderazgo siempre debe ser contestable y las cuestiones debatidas", pero ha recalcado que ser leal al partido es aceptar las decisiones democráticas toman sus órganos de representación, porque eso es lo que fortalece a la organización.

"Ser leal al partido es decir a la gente que somos mucho más que una maquinaria dedicada en exclusiva a echar a la derecha del poder", ha añadido. Ha asegurado que en el PSOE "no hay ningún debate prohibido" siempre que no se hable en nombre de la verdad y no se mienta. "Yo no hago ni lo uno ni lo otro", ha asegurado Fernández, quien ha señalado que los miembros de la gestora sabían lo que había que hacer en aquel momento, pero "no cómo ganar el congreso"