LA RELACIÓN QUEDA "TOCADA"

La CUP abandona el Parlament y deja en minoría al Govern

El portavoz del secretariado nacional de la CUP, Quim Arrufat, ha anunciado este martes que propondrá al Consejo Político de su formación suspender la actividad de sus diputados mientras la declaración de independencia esté suspendida

Quim Arrufat.
Quim Arrufat.
La CUP abandona el Parlament y deja en minoría al Govern

Quim Arrufat ha advertido hoy que, al no haber sido declarada formalmente la independencia y haber quedada suspendida, su confianza en el Govern de JxSí "ha quedado tocada", y ha pedido que la suspensión tenga un "límite" que ha propuesto sea de un mes.

Arrufat ha expresado, en una rueda de prensa, la "decepción" y el "desconcierto" que ha sentido su formación "y mucha gente de Cataluña" por el desarrollo del pleno del Parlament realizado hoy.

"Hemos vivido una jornada paradójica, -ha subrayado- porque veníamos a proclamar la república y, quién la ha proclamado es (el presidente del Gobierno español) Marino Rajoy".

"No ha sido el pleno en el que habíamos trabajado con el Govern y con JxSí y que entendíamos que correspondía después del referéndum y de la huelga general del 3 de octubre, pero una hora antes del pleno se han cambiado todos los guiones", según el portavoz del secretariado nacional de la CUP.

En desacuerdo con lo sucedido, y ante una posible tentación de JxSí de prolongar la legislatura sin haberse producido una declaración de independencia efectiva, Arrufat ha anunciado que trasladará al Consejo Político de la CUP que apruebe "la suspensión de la actividad parlamentaria ordinaria" por parte de su formación.

"Veníamos a hacer el referéndum y a proclamar la república, por lo que no queremos volver a realizar una actividad autonómica en este Parlament", ha explicado Arrufat, que ha puntualizado, sin embargo, que la CUP intentará que "la legislatura no acabe sin aplicar los resultados del referéndum".

"No ha sido el pleno en el que habíamos trabajado con el Govern y con JxSí y que entendíamos que correspondía después del referéndum y de la huelga general del 3 de octubre", según el portavoz del secretariado nacional de la CUP.

"Una hora antes del pleno se han cambiado todos los guiones -ha explicado- y Puigdemont nos ha dicho que la presión internacional y las ofertas de mediación hacían necesario no declarar la república catalana, ofrecer un diálogo y suspender los efectos de la declaración, pero esta posición no es compartida, nosotros no la avalamos".

Según Arrufat, "siendo partidarios de la mediación, creemos que hoy tocaba declarar la independencia en cumplimiento de la ley del referéndum, porque es el único instrumento para negociar de igual a igual y defendernos de un Estado que está dispuesto a vulnerar sistemáticamente nuestros derechos y libertades".

La CUP aceptaba que JxSí contemplase "un tiempo para aplicar la declaración, pero no suspenderla sin declarar", y esto ha llevado a que "la cadena de confianza haya quedado tocada, no rota pero sí tocada".

"No hemos podido alterar la postura del Govern, del PDeCAT y de ERC, que entendían que debía prevalecer el criterio de Puigdemont de no proclamar nada", ha lamentado Quim Arrufat.

En este contexto, lo que pide ahora la CUP es que "se establezca un límite de tiempo" en el que la declaración quede suspendida, pero también que "se de valor jurídico a la declaración firmada hoy por todos los diputados independentistas" votándola en el Parlament. 

cs/mg/jsg