OLIVIA MOLINA

"No había estudiado tanto desde que hice selectividad"

Después de su paso por la segunda temporada de 'Bajo sospecha', en Antena 3, la actriz ahora ha recalado en otra serie de la cadena, 'Amar en tiempos revueltos', donde dará vida durante toda la temporada a Vicky Herrero, una fotorreportera liberal que considera a los hombres españoles un poco retrógrados

Olivia Molina, como Vicky Herrero.
Olivia Molina, como Vicky Herrero.
"No había estudiado tanto desde que hice selectividad"

-¿Quién es esa Vicky Herrero a la que da vida en 'Amar...'?

-Es una fotógrafa por vocación, con muchas ganas de mostrar la realidad como ella la percibe, es una mujer con un oficio de hombres en un mundo de hombres, y defiende su derecho a vivir de eso, a estar en lugares en donde las mujeres no estaban, con un discurso liberal, progre, con una mentalidad abierta a todo lo que pasa fuera. Ilusionada con que los roles establecidos puedan cambiar. 

-¿Es más difícil integrarse en una serie que ya está consolidada con el paso de las temporadas?

-Es una montaña rusa. Es un barco que funciona muy bien, está todo muy medido y lo que he hecho ha sido subirme a un proyecto que funciona y que está muy organizado. A su vez tiene un lado sobrecogedor, el que tienes que estar a la altura y defender lo que te toca. El ritmo es muy fuerte, yo no había estudiado tanto desde selectividad, es una cosa abrumadora, pero qué gusto estar todos los días trabajando y tener un proyecto de largo recorrido. 

-¿Seguía usted antes la serie?

-Yo la he visto por temporadas, porque en tantos años te da tiempo a ir, volver... La he visto muchas veces como parte de tu historia. 

-¿Es una serie para un público determinado?

-La producción se encarga de abrir el abanico. Hay tramas y personajes que apuntan a un target diferente y lo bonito es el deseo que se abra, que no sólo sea un público que ve la tele a esa hora.

-Es un contrato de un año, ¿se va a centrar sólo en la serie?

-Compaginar una diaria es difícil, pero ya estoy en la obra de teatro 'Tristana', de Benito Pérez Galdós, que estrené en enero y ahora estamos de gira. Así que durante la semana trabajo en la serie y los fines de semana en la gira. Lo puedo compaginar bien, ahora toca trabajar y los niños conmigo. 

-¿Cómo puede compaginar el estudio con lo de ser madre de familia?

-Voy improvisando, no tengo un método infalible. A veces los acuesto y luego estudio a tope, a veces lo hago en las horas libres en el plató, acortando la comida... Como puedo. 

-¿Usted ha indagado en cómo eran las mujeres en el año 1969?

-Todas indagamos porque la construcción de un personaje requiere mucho trabajo serio, pero el personaje está inspirado en una fotógrafa catalana a la que contrataron para ir al fútbol y en su documental contaba que la pitaban y la querían echar y ella fue con su vestido a hacer las fotos y aguantó todo el chaparrón. Imagino lo que era defender tu profesión en un mundo de hombres. 

-Ahora también conoce la otra parte de las ruedas de prensa, la de los periodistas...

-Siempre he respetado mucho esa profesión porque es necesaria y considero importante la labor que hacen los periodistas. Mi personaje, Vicky Herrero, tiene la necesidad de buscar exclusivas pero ahora comprendo que cada uno en esta vida tiene que defender su misión. 

-¿Hoy en día cree que en su profesión también se nota esa diferencia entre el sexo masculino y el femenino?

-Es un tema muy controvertido. Hay diferencias, sobre todo a partir de un momento dado vital en las mujeres, cuando cobran otra importancia, tienen otro tipo de relevancia, hablan mucho menos y empiezan a ser 'mujer de', 'hija de', 'amante de', y el prota es él. Estas cosas están cambiando radicalmente, hay un empoderamiento femenino muy importante y hay unas series feministas absolutamente fantásticas, producidas y actuadas por mujeres y es importante para equilibrar la balanza. En mi caso veo que sucede y empiezo a agradecer que haya personajes femeninos con identidad propia. 

-¿Su personaje odia a los hombres?

-Es muy cañera con ellos, porque también le han hecho daño, y está en un momento de 'cero hombres', que no le interesan ni le gustan lo que ve, que no es otra cosa que un hombre español muy cerrado y machista que encima no quiere escuchar el discurso de la mujer.. 

-En cine lleva seis años sin aparecer, ¿a qué se ha debido?

-No lo sé. Yo hago lo que puedo y para lo que me llaman. No me he planteado el seguir pero a mí me gusta trabajar y cuando estoy a gusto si dura pues genial. Sí se pueden hacer otras cosas pues bien. Hago lo que puedo y para lo que me necesitan. 

-Anabel Alonso empezó también en esta serie para un año y ya lleva varias temporadas. ¿Se ha planteado ya el poder continuar?

-No me he planteado más allá de ese año pero a mí me gusta mucho porque cuando estoy a gusto en un proyecto si dura pues fenomenal. Además te permite hacer varias cosas a la vez.