CASI 2 MILLONES

Competencia multa a Halcón Viajes y a Viajes Barceló

Malas prácticas en la licitación de los concursos de los viajes del Imserso de las dos principales compañías de viajes

La Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMV) ha impuesto una multa de 1,21 millones de euros a Halcón Viajes y otra de 619.500 millones de euros a Viajes Barceló, por incumplir una resolución del año 2000 que obligaba a presentar propuestas competitivas en la licitación de viajes del IMSERSO.

En aquella fecha la Comisión detectó que Halcón Viajes, Viajes Barceló, Viajes Iberia y Viajes Marsans presentaban ofertas idénticas al concurso público de viajes del IMSERSO y acordaban la ejecución conjunta del mismo, cualquiera que fuera el resultado de la licitación, a través de Mundosocial, creada e integrada por las citadas cuatro agencias de viajes. En consecuencia, todas ellas fueron multadas y obligadas a competir.

La Audiencia Nacional y el Tribunal Supremo confirmaron las sanciones por ser las prácticas contrarias a la competencia y pretender convertir “un concurso público para obtener una concesión en un procedimiento ficticio e irrelevante”.

Las empresas no obstante no han corregido sus prácticas: sustituyeron el pacto previo de presentar todas la misma oferta al concurso público por la creación de una Unión Temporal de Empresas, que es la única que se presenta regularmente al concurso en lugar de las propias empresas.

A partir de la temporada 1998/99, las cuatro agencias formaron una UTE, ligada y asociada a Mundosocial, que resultó ser la única licitadora al concurso público a partir de ese año, salvo en tres ejercicios.

Posteriormente la UTE fue perdiendo algunas de las empresas que la integraban sin que esta circunstancia impidiera la presentación de ofertas conjuntas. En 2010, Viajes Marsans entró en concurso de acreedores y, en 2013, lo hizo Viajes Iberia.

Desde ese momento sólo participan en la UTE Viajes Barceló (Grupo Barceló) y Halcón Viajes (Grupo Globalia). En la actualidad, y hasta la temporada 2014/2015, esta UTE sigue siendo la adjudicataria de todos los concursos convocados. Práctica que ha determinado la sanción de la CNMC, por lo que se considera una manipulación de procedimientos de licitación.