CONSECUENCIAS ECONÓMICAS

¿Qué ocurriría con el juego online en una Cataluña independiente?

Con la posible independencia de Cataluña, son muchas las incertidumbres al respecto

Cataluña.
Cataluña.
¿Qué ocurriría con el juego online en una Cataluña independiente?

Como es habitual en estos días, son muchas las dudas y las preguntas que nos surgen derivadas del proceso soberanista y de la posibilidad de una declaración de independencia unilateral de Cataluña. Al fin y al cabo, es un problema que no solo se está viviendo en España sino en el resto de Europa que ve cómo la tensión está aumentando por momentos y cómo los diferentes ámbitos cotidianos se están poniendo en juego. De hecho, uno de esos campos que podrían verse afectados de declararse la independencia de Cataluña sería el sector del juego online, tanto en lo que respecta a la industria del juego catalana como a los mejores casinos online de España, sin olvidarnos, por supuesto, de los propios jugadores, quienes se preguntan qué va a pasar en el caso de seguir adelante con este proceso.

Cataluña: la sede y la base de operaciones de juegos online

Si tenemos en cuenta que Cataluña es la sede de muchos operadores de juegos online, junto con un gran número de jugadores, no nos debería sorprender que la incertidumbre sea lo habitual estos días dado que no solo Cataluña dejaría de ser parte de España sino que un país catalán independiente también estaría fuera de la Unión Europea, con todo lo que eso supone, entre otras el hecho de que sería imposible que accediera más tarde a la Unión Europea dado el voto negativo que tendría por parte de España. Además, el hecho de no formar parte de la UE también se vería reflejado en las cuestiones económicas, donde entrarían los portales de juego online así como el dinero de los usuarios, quienes se preguntan qué ocurrirá en ese caso con sus cuentas y con su dinero.  

Las consecuencias económicas de la independencia: una de las grandes incógnitas

Como ya hemos comentado, una de las preguntas que más se repite entre todos es: ¿qué va a suceder desde un punto de vista económico si Cataluña se independiza? En primer lugar, la consecuencia más grave y seria sería la pérdida aproximadamente un 20 % del PIB, lo que se explicaría entre otros motivos por el abandono inmediato que también tendría de la Unión Europea, incluyendo, claro está, el euro, que pasaría a ser una divisa extranjera. Además, esta situación tendría una segunda consecuencia grave: la falta de apoyo y la falta de credibilidad ante entidades bancarias y de crédito, quienes no estarían dispuestas a ayudar a Cataluña ante una situación así. Esto se explicaría de nuevo por su salida de la UE y del Banco Central Europeo; es decir, se quedaría sin ningún tipo de aval que hiciera posible que las grandes entidades bancarias salieran en su ayuda así como se quedaría sin las propias subvenciones a las que tienen derecho los miembros comunitarios. Por último, en tercer lugar y relacionado con los dos puntos anteriores, esta situación se traduciría en un aumento considerable de la prima de riesgo, lo que de nuevo impediría o haría extremadamente difícil conseguir financiación externa con la que poder despegar económicamente y con la que poder financiar el país hasta tener unos mínimos con los que poder hacer frente a los gastos; especialmente los servicios públicos que actualmente existen gracias a la cobertura del Estado español. Unos servicios que se verían paralizados hasta nuevo aviso con todo tipo de recortes y con la indefensión de los ciudadanos que verían cómo pierden sus beneficios, sus pensiones y sus derechos a una sanidad y a una educación públicas, entre otras

La situación de los jugadores y sus derechos: otra consecuencia económica

Finalmente, y relacionado con el punto anterior, esta incertidumbre económica también tendría una repercusión en el mundo de las apuestas online, ya que los organismos regulatorios de este tipo de portales así como los derechos de los usuarios quedarían suspendidos, dejando a los catalanes en una situación de total indefensión. De hecho, muchos casinos de España no podrían seguir ofreciendo sus servicios a estos usuarios ya que no podrían cumplir con las regulaciones internacionales y con las garantías de pago que rodean a este tipo de juegos. Además, muchas de las empresas del sector con domicilio fiscal en Cataluña, están planeando moverse a otros puntos de España, como Madrid, lo que de nuevo dejaría en suspensión a este sector y a sus usuarios en Cataluña.

Una situación que sin duda está dando de hablar en estos días por lo preocupante y seria que es y que de llevarse a cabo supondría la paralización de este tipo de apuestas online ya que ni los casinos podrían garantizar su buen funcionamiento ni los usuarios podrían tener las garantías de las que gozan hoy en día y que protegen sus derechos y su dinero.