VI FORO DE INDUSTRIAS CULTURALES

Cultura como antídoto contra euroescépticos

Expertos, creadores y gestores culturales reivindican el papel de la cultura en Europa. La cultura, el mejor antídoto contra euroescépticos, xenófobos y ultraderechistas

VI Foro de Industrias Culturales. | Estrella Digital
VI Foro de Industrias Culturales. | Estrella Digital
Cultura como antídoto contra euroescépticos

Organizado por la Fundación Santillana y la Fundación Alternativas se ha inaugurado este jueves en Madrid el VI Foro de Industrias Culturales bajo el título Europa la excepcionalidad de la cultura.

A lo largo del día 30 ponentes profundizarán en los problemas de la industria cultural en España y Europa. Representantes de diversos sectores, profesionales, analistas, gestores culturales, intelectuales y creadores debatirán y darán a conocer sus propuestas para mejorar las políticas relacionadas con la cultura.

“No podemos seguir hablando de Europa como un lugar al que se va y no en el que se está”, ha afirmado Basilio Baltasar, director de la Fundación Santillana, en el acto de presentación de estas jornadas, censurando que ciertos políticos sigan hablando de Europa como algo distante. Una Europa que ha dejado de ser el socio benévolo que era para pasar a ser el socio severo que castiga el despilfarro y la incompetencia. Por ello, Basilio Baltasar considera necesario que Europa “formalice un pacto social y cultural para que el viejo proyecto de Europa sea viable y no termine por agotarse”. En este sentido, ha resaltado la importancia de la cultura para acercarnos al “horizonte de normalización europea al que queríamos llegar” y combatir, entre otras cuestiones, el preocupante ascenso de la extrema derecha en Europa. Otorgar a la cultura un papel fundamental es determinante para decidir “cómo será Europa y las nuevas generaciones de europeos” añadió Baltasar.

Por su parte, Nicolás Sartorius, vicepresidente de la Fundación Alternativas, destacó que este Foro es un acto de manifestación y reivindicación de los que crean, gestiona administran y venden cultura. Para Sartorius hablar de excepcionalidad de la cultura “no es hablar sólo de fiscalidad sino de la cultura como elemento que nutre la sociedad, la economía, la política, etc”. Una industria cultural que supone el 5% de PIB de una Europa en la que el 54% de los europeos que utilizan internet lo hacen en relación con productos culturales. Por ello, en estas jornadas se quiere dar voz a las aspiraciones del mundo de la cultura con la esperanza de que sean escuchadas por los partidos y puedan llegar al Parlamento europeo.

Satorius insistió en el preocupante avance de xenófobos, extremistas de derecha o nacionalistas radicales que en las elecciones del próximo domingo pueden crecer aún más. Ante ello, reclama “una revolución cultural, una culturalización de la construcción europea” frente a una Europa que parece atender sólo a los problemas de financiación. Sólo así opina podrá vencerse “la desafección de la política y del proyecto europeo”  

Este Foro estudiará la crisis a la que se enfrenta el sector cultural en la actualidad donde más bien parece haber tres crisis, la económica, el paso de lo analógico a lo digital y los recortes de las políticas públicas.

En este sentido, José Luis Acosta, presidente de la SGAE, considera que la industria cultural se está empobreciendo a pasos agigantados. Sólo hay que observar que “cada vez es mayor la bolsa de artistas que dedican más tiempo a otras labores profesionales que a la creación”. La consecuencia inmediata, según Acosta, es que el nivel de nuestra cultura está bajando, los contenidos son más pobres y tienen menos valor. Al mismo tiempo, Acosta subrayó la importancia del castellano en los contenidos culturales tanto en el mercado español y latinoamericano como en Estados Unidos. 

El Foro cerrará esta tarde con la intervención de Ignacio Polanco y Pere Portabella, presidentes de la Fundación Santillana y de la Fundación Alternativas respectivamente.