GRACIAS A SUS PANTALLAS PLEGABLES

Samsung revolucionará el mercado en 2019

La firma surcoreana se ha caracterizado siempre por poner mucho empeño en el desarrollo y la innovación y, dentro de dos años, lanzará un nuevo modelo de teléfono caracterizado por tener una pantalla completamente plegable. Galaxy X y Project Valley son los posibles nombres para el nuevo terminal flexible

Samsung lanzará al mercado teléfonos con pantallas plegables en 2019.
Samsung lanzará al mercado teléfonos con pantallas plegables en 2019.
Samsung revolucionará el mercado en 2019

Samsung sigue avanzando a pasos de gigante. La marca surcoreana continúa apostando con fuerza en sus grandes proyectos tecnológicos con el objetivo de ser el principal referente en el mercado y, tras numerosos estudios y pruebas llevados a cabo en los últimos diez años, en 2019 lanzará sus teléfonos con pantallas plegables.

Los proyectos relacionados con esta revolución tecnológica comenzaron a ser planteados hace unos años por las grandes empresas, que ven en los teléfonos con pantallas plegables un espectacular avance en el mundo de la telefonía y un perfecto lanzamiento que supondrá una notable cantidad de ingresos.

En 2003, el CES de Las Vegas (Estados Unidos) fue testigo de la presentación de este proyecto por parte de Samsung, que dejó con la boca abierta a todos y cada uno de los que se dieron cita en este famoso evento debido a su aspecto innovador, rompedor y, sobre todo, atractivo. Stephen Woo, uno de los altos cargos en los negocios de la marca surcoreana, aseguró que ''Samsung había puesto mucho empeño en la innovación y el desarrollo para este espectacular proyecto''.

Galaxy X y Project Valley, sus posibles nombres

Aunque aún se desconoce el nombre de este nuevo lanzamiento de Samsung, son muchos los que afirman que se llamará Galaxy X o Project Valley. Este rompedor terminal plegable se caracteriza por tener dos pantallas OLED, que le permitiría abrirse 180 grados y que podrían conectarse en el punto central de ambas. Uno de los propósitos de la multinacional surcoreana es el de estudiar diversas formas de llevar a cabo este novedoso prototipo con la gran cantidad de modelos que está encargando y de los que ya ha concentrado todos elementos imprescindibles.

La espectacular finura del 'display' hace posible que el usuario guarde la pantalla en los bolsillos y pueda desplegarla en cualquier tipo de superficie para transformarlo en una gran pantalla, sea para un teléfono móvil, tableta o cualquier otro dispositivo. Muchos expertos del mercado aseguran que se está trabajando en dos modelos de pantallas: una que puede doblarse por la mitad y otra que se puede desplegar con la finalidad de transformar un 'display' de cinco pulgadas en otro de ocho.

Tras el duro golpe que Samsung recibió por el fiasco del Note 7, está continuamente innovando y perfeccionando su tecnología con el objetivo de liderar el mercado tecnológico y causar un fuerte impacto en la 'sociedad del móvil'. Las pantallas plegables son un auténtico avance para la marca surcoreana, que espera recibir una gran cantidad de ingresos y continuar en la línea exitosa que tantos beneficios le ha proporcionado desde su creación en 1969.