HOMO SAPIENS

Descubrimiento en Africa de los restos de los primeros Homo Sapiens

Hasta el momento el Homo Sapiens era un especie sin pasado. Con los nuevos descubrimientos se ha conseguido saber de dónde proviene

Restos de una mandíbula hallados en Jebel Irhoud (Marruecos). | JEAN-JACQUES HUBLIN, MPI EVA LEIPZIG
Restos de una mandíbula hallados en Jebel Irhoud (Marruecos). | JEAN-JACQUES HUBLIN, MPI EVA LEIPZIG
Descubrimiento en Africa de los restos de los primeros Homo Sapiens

Unos investigadores del Instituto Max Planck de Antropología Evolutiva en Leipzig (Alemania) han publicado en la edición digital de la revista 'Proceedings of the National Academy of Sciences' (PNAS) un estudio sobre unos restos fósiles encontrados, los cuales son los más antiguos de un humano moderno encontrados hasta el momento. Los han encontrado en el yacimiento de Jebel Irhoud, a 100 kilómetros de Marrakech norte de África (Marruecos). Según sus estudios, los restos pertenecen a un individuo joven y tienen una antigüedad de 160.000 años.

Este estudio demuestra que la especie de los Homo sapiens ya se había iniciado hace 300.000 anos y que había llegado hasta el norte de África. Esta teoría rompe con la creencia hasta ahora de que esta especie se origino hace 200.000 anos en el este del continente.

Ademas, en este yacimiento han aparecido 22 fósiles humanos, varias herramientas de piedra y cientos de restos de otras especies. Se han descubierto en una antigua cueva que los antiguos Homo sapiens utilizaban probablemente “como campamento de caza o para pasar la noche”, declaró en la rueda de prensa Shannon McPherron, que ha liderado el trabajo de datación del yacimiento.

El genetista Carles Lalueza-Fox, uno de los mayores expertos mundiales en ADN antiguo dice “Que haya restos parecidos a los primeros Homo sapiens no es incompatible con el hecho de que todas las estimaciones genéticas siguen situando el origen de la diversidad genética actual en unos 200.000 años”, opina.

El antropólogo británico Chris Stringer y  Julia Galway-Witham aseguran que los restos de 300.000 años hallados en el yacimiento de Jebel Irhoud son “los fósiles de Homo sapiens más antiguos”. Los fósiles de Jebel Irhoud “pueden iluminar la evolución de nuestra especie de manera equivalente a cómo los fósiles de neandertales tempranos de la Sima de los Huesos, en Atapuerca, han proporcionado información sobre el desarrollo de los neandertales”, escriben los autores en Nature.