CULTURA

Rosa Montero gana el Premio de la Crítica de Madrid

La periodista y escritora ha obtenido el premio por su novela 'La ridícula idea de no volver a verte'. La escritora Marta Sanz gana el premio en la modalidad de poesía

La escritora Rosa Montero en una imagen de archivo. | GTRES
La escritora Rosa Montero en una imagen de archivo. | GTRES
Rosa Montero gana el Premio de la Crítica de Madrid

Rosa Montero ha obtenido el reconocimiento de la Asociación Madrileña de Escritores y Críticos Literarios por su obra 'La ridícula idea de no volver a verte', novela surgida a partir de la lectura del diario que escribiera la científica Marie Curie tras la muerte de su esposo. Un libro que nos habla de la superación del dolor, las relaciones entre hombre y mujer, de sexo, de la ciencia y la sabiduría de disfrutar de la existencia.

Montero nos habla de la superación del dolor, las relaciones, el sexo y la ciencia

Rosa Montero, según los críticos, ha escrito un libro lleno de ternura, de reflexión y de una vitalidad que traspasa el dolor por la muerte de alguien querido, haciendo más importante el amor mismo por la vida. Según el crítico Alberto Infante, “Rosa Montero consigue en un libro sobre la pérdida celebrar la vida”.

El premio ha estado en esta ocasión muy reñido. A punto estuvo de ser concedido a su más cercana competidora en la edición de este año, la periodista Nieves Herrero. La novela de Herrero, 'Lo que escondían sus ojos', sobre el amor clandestino entre Sonsoles de Icaza, esposa del marqués de Llanzol, y Ramón Serrano Suñer, el “cuñadísimo” de Franco, atrapó a los miembros del jurado. Aunque finalmente ha sido la novela de Montero la que se ha alzado con el premio de los críticos madrileños.  

El premio estuvo a punto de ser concedido a Nieves Herrero

El premio en la modalidad de poesía ha sido para el poemario 'Vintage' de Marta Sanz, que aborda la memoria personal y colectiva que forma parte de cada uno de nosotros. 'Vintage' es toda una muestra de poesía rebosante de originalidad, frescura y una asombrosa capacidad de sorprender al lector en cada poema. Marta Sanz expone en este poemario una visión irónica del mundo, donde las metáforas y el doble juego del lenguaje lucen con voz propia, para el crítico Pablo Méndez “se trata de una obra de las que no se olvidan por su intensidad y originalidad narrativa”.